Amnistía Internacional reveló el jueves su informe del 2010 sobre el estado de los derechos humanos en el mundo.

A continuación, extractos del informe sobre algunos países latinoamericanos:

ARGENTINA:"Siguió suscitando gran preocupación el uso excesivo de la fuerza por la policía y las condiciones de reclusión inhumanas. Continuaron desarrollándose actuaciones judiciales contra responsables de violaciones de derechos humanos cometidas durante los regímenes militares".

BOLIVIA: "Algunas novedades institucionales en el sistema de justicia suscitaron honda preocupación (...) la ausencia de consultas y de acuerdo sobre las reformas políticas intensificó las tensiones políticas (...) Los ambiciosos plazos fijados para promulgar nuevas leyes y la falta de transparencia en el procedimiento dificultaron una consulta significativa sobre reformas de gran alcance".

BRASIL: "Las comunidades que vivían en la pobreza siguieron sufriendo diversos abusos contra los derechos humanos, como desalojos forzosos y falta de acceso a servicios básicos. Aunque en algunas ciudades disminuyó la tasa de homicidios, la elevada incidencia de violencia policial y violencia de las bandas de delincuentes en los barrios marginales ahondó las desigualdades".

CHILE: "Los pueblos indígenas siguieron haciendo campaña para que se respetaran sus derechos. Hubo algunos avances en el procesamiento de responsables de violaciones de derechos humanos cometidas en el pasado".

COLOMBIA: "Grupos guerrilleros, paramilitares y fuerzas de seguridad fueron responsables de abusos graves y generalizados contra los derechos humanos y de violaciones del derecho internacional humanitario, incluidos crímenes de guerra".

CUBA: "Continuaron las restricciones a la libertad de expresión, asociación y reunión, y decenas de críticos del Gobierno unipartidista sufrieron hostigamiento".

ECUADOR: "Seguían sin resolverse violaciones de derechos humanos cometidas por las fuerzas de seguridad (...) se formularon cargos de sabotaje y terrorismo contra defensores de los derechos humanos, dirigentes indígenas entre ellos, en un intento de silenciar su oposición a las políticas del Gobierno".

HONDURAS: "Se atacó la libertad de expresión. Hubo pocos avances en la reparación de los daños que habían sufrido la protección de los derechos humanos y el Estado de derecho tras el golpe de Estado de 2009. Persistió la impunidad por violaciones de derechos humanos cometidas por militares y policías".

MEXICO: "Miles de personas fueron secuestradas y asesinadas por bandas de delincuentes. Las fuerzas policiales y militares desplegadas para combatir a las bandas fueron responsables de violaciones graves de derechos humanos. Las serias deficiencias en el sistema judicial y en los mecanismos de supervisión persistieron y, en los casos de violaciones de derechos humanos, la impunidad fue la norma".

PERU: "Se siguió negando a los pueblos indígenas su derecho a dar un consentimiento libre, previo e informado a los proyectos de desarrollo que les afectaban".

VENEZUELA: "Se formularon cargos por motivos políticos contra personas que se oponían a las políticas del Gobierno. Hubo ataques y actos de intimidación contra defensores y defensoras de los derechos humanos. Se recibieron informes sobre violaciones de derechos humanos cometidas por las fuerzas de seguridad".

apr