Integrantes del Congreso Popular, Social y Ciudadano del Distrito Federal clausuraron simbólicamente,las instalaciones centrales de Televisión Azteca cuyo presidente, Ricardo Salinas Pliego, dio a conocer en un principio que no transmitiría el debate de los candidatos a la Presidencia de la República.

Durante casi media hora, un grupo de personas acudió a las instalaciones de la televisora, que el jueves anunció que sí difundirá el encuentro entre los abanderados a través de Canal 40.

Con dicha determinación, sostuvo Lied Miguel, vocera de ese organismo, se intenta apaciguar el creciente rechazo de una sociedad lastimada .

Durante la clausura simbólica, los integrantes del referido congreso acusaron que es falso que sólo a 15 por ciento de los ciudadanos les interese el debate, porque somos cientos de miles, millones de mexicanos , y agregaron que en él se definirán asuntos fundamentales para el futuro del país.

En opinión de Lied Miguel, en este proceso electoral se observa una conducta agresiva de la televisora contra la prohibición a los medios de comunicación de vender tiempos para la promoción de partidos y candidatos, prevista en la ley electoral.

A su vez, Víctor Manzanares, integrante de ese congreso, aseguró que la transmisión del debate construye opinión y cultura para que la gente pueda estar informada y emitir su voto de forma consciente.