La candidata de la coalición Juntos Haremos Historia, Claudia Sheinbaum se declaró ganadora de la jefatura de la Ciudad de México. 

En su cuenta de Twitter, expresó: “Gracias a todas y a todos.¡GANAMOS! Rescataremos la Ciudad de la Esperanza”. 

Lo anterior lo mencionó luego de que la Consultora Mitofsky anunciara las primera encuesta de salida con una ventaja de  55.5% de preferencias para gobernar la CDMX. 

Se espera que alrededor de las 8 de la noche emita un mensaje.  

La encuesta de la consultora, ubicó en segundo lugar, se encuentra la candidata por la coalición Por México al Frente (PAN, PRD, MC), Alejandra Barrales con 33%; mientras que el candidato por la coalición Todos por México (PRI), Mikel Arriola registra 10.1% puntos a favor. 

La candidata por la coalición Juntos Haremos Historia, sería la segunda mujer en tomar las riendas de la CDMX; la primera fue Rosario Robles en un breve periodo de poco más de un año al relevar a Cuauhtémoc Cárdenas. 

Su triunfo implicaría quitarle el poder al Partido de la Revolución Democrática (PRD), el cual se mantuvo desde 1997 frente al manejo administrativo de la capital del país. 

Rébsamen, su lado oscuro 

A Sheinbaum se le ha acusado por la corrupción y opacidad en el otorgamiento de permisos para construir nuevos pisos en el Colegio Enrique Rébsamen, el cual se derrumbó con el sismo del pasado 19 de septiembre del 2017, dejando sin vida a 26 personas, entre ellas 19 niños. 

La ex delegada de Tlalpan ha negado en diversas ocasiones que existan irregularidades en el expediente que se abrió para investigar las causas del derrumbe de dicho colegio. 

Incluso, en una entrevista otorgada a Radio Fórmula aseguró que durante su administración en la delegación Tlalpan (2015 y 2017) “no se construyó nada en el Colegio Rébsamen”. 

Luego de votar, a la candidata se le cuestionó sobre si las afectaciones en el colegio Rébsamen podrían afectar su victoria y   respondió:

“Vamos a ver qué pasa el día de hoy, espero que la ciudadanía actúe libremente”.