Se acabó la primavera, comienza el verano ardiente del movimiento , expresaba Sandino Bucio, integrante del movimiento #YoSoy132 frente al Instituto Federal Electoral (IFE) en un encuentro que falló debido a problemas de comunicación entre las comisiones del contingente.

La intención oficial, se explicó, era marchar de Televisa San Ángel al IFE para informar a los transeúntes con respecto a las irregularidades de la jornada electoral. Su lema: 20,000 metros, 20,000 volantes.

No obstante, un contingente se adelantó para salir de Televisa Chapultepec. De los 20,000 panfletos, entregaron 500 y al filo de las 5 de la tarde un grupo de 250 personas, en su mayoría de Atenco, se manifestaban frente al IFE contra la ventaja que el conteo le brindó a Enrique Peña Nieto.

Una hora después, un grupo de estudiantes llegó apresurado; eran quienes se citaron a las 4 de la tarde. Sabíamos que iba a salir mal, que iba a ser un desmadre , se lamentaban.

Antes, el movimiento #YoSoy­132-Académicos pidió anular la elección ante innumerables y atroces irregularidades antes, durante y después de la jornada electoral.

Acusaron al PRI de abusar de las condiciones de pobreza de millones de mexicanos y entregarles tarjetas o despensas para comprar su voto.

ana.langner@eleconomista.mx