Los candidatos a puestos de elección popular no están obligados -por disposición de ley- a transparentar sus bienes.

Ni siquiera (de) los funcionarios actuales podemos conocer sus declaraciones patrimoniales. En general, las declaraciones patrimoniales están consideradas como información confidencial. A menos que el titular de la información (...) autorice el acceso público , explicó el especialista John Ackerman.

El integrante del Instituto de Investigaciones Jurídicas de la UNAM, entre cuyas líneas de investigación se encuentra el rubro rendición de cuentas , puntualizó que la situación no es sólo con candidatos.

También los gobernantes, el Presidente de la República, los senadores, los secretarios de Estado no están obligados a hacer públicas sus declaraciones de bienes , añadió.

Desde la sociedad civil se hacen esfuerzos en este tema. La organización Causa en Común que encabeza María Elena Morera promueve la firma de Compromisos de Transparencia con candidatos a las gubernaturas estatales 2010.

Entre los compromisos que asumen los aspirantes se encuentra hacer pública su declaración patrimonial en lo inmediato y repetir el ejercicio hasta el último año de gestión, en caso de ganar los comicios respectivos.

Además, los aspirantes se comprometen a presentar al Congreso local una iniciativa de reformas a la ley estatal de transparencia, que por lo menos se equipare con la ley federal en la materia, permitiendo en la práctica ciudadana un verdadero acceso a la información , se estipula.

Hasta el momento son tres los candidatos que ya firmaron los compromisos con Causa en Común. Ellos son Gabino Cué, Francisco Olvera y Xóchitl Gálvez, de acuerdo con información proporcionada por la misma organización.

En tanto, los medios de comunicación han dado cuenta que otros candidatos a Gobernador han hecho pública su declaración de bienes, la cual fue registrada ante notario público.

Sin acceso a la información

El investigador Ackerman indicó que cuando una persona asume un cargo público existe la obligación por ley de presentar una declaración patrimonial al contralor correspondiente y cada año se tiene que actualizar.

El problema es que los ciudadanos no tienen acceso a esa información , finalizó.

mrubi@eleconomista.com.mx