La cartera que Morena tiene de sus aspirantes a cargos de elección popular viene principalmente del Partido de la Revolución Democrática, instituto político que los impulsó, en algún momento, como candidatos; en algunos casos, han sido colaboradores de Andrés Manuel López desde la Jefatura de Gobierno.

Por ejemplo, entre los nombres preliminares de Movimiento de Regeneración Nacional (Morena)a las gubernaturas se encuentran Layda Sansores, quien en 1996 renunció al PRI después de 30 años de militancia, y se unió al PRD; en el 2000 renunció al PRD, dadas sus diferencias con Amalia García sobre la selección de candidatos para dicho estado.

Además también se encuentran los ex perredistas María de la Luz Núñez Ramos, quien participaría como candidata al gobierno de Michoacán; Sergio Serrano Soriano en San Luis Potosí; lo mismo que Yeidckol Polevnsky, quien fue candidata del PRD al gobierno del estado de México, ahora sería aspirante a la presidencia municipal de Cuautitlán Izcalli. Incluso en las delegaciones, Morena lleva a ex colaboradores de López Obrador o ex militantes del PRD, partido con el cual habían llegado a algún cargo público. Algunos de sus aspirantes son: en Tlalpan, Claudia Sheinbaum; Azcapotzalco, Pablo Moctezuma Barragán; Benito Juárez, Jesús González Schmal y Coyoacán, Bertha Luján Uranga.

En Iztapalapa, Clara Brugada Molina sería la candidata (ella fue titular en la demarcación en la administración pasada, después del movimiento instruido por López Obrador, en el sentido de apoyar al petista Rafael Acosta Ángeles, mejor conocido como Juanito); en Cuajimalpa, Jenny Saltiel; Milpa Alta, Guadalupe Chavira de la Rosa; Venustiano Carranza, Martha Ruíz Anchondo; incluso en Miguel Hidalgo se impulsaría a Mario Delgado, quien recientemente abandonó las filas perredistas.

Otros han rechazado ?la invitación

Algunos otros perredistas han rechazado la invitación de Morena, por ejemplo Agustín Torres, quien aspira a la Jefatura Delegacional en Cuauhtémoc. Yo no me voy a Morena, respeto mucho a Andrés Manuel López Obrador, pero hay cosas que no comparto con su equipo de trabajo .

También me ofrecieron hace más de un año integrarme a la corriente mancerista, pero yo sí tengo claro el proyecto político al cual nos integramos, y yo no veo en ese grupo una corriente política importante, la veo como un aparato de gobierno interviniendo en elecciones internas con un gran dispendio de recursos, violentando todas nuestras reglas del juego y yo no comparto esas cosas, por eso me quedo aquí en Izquierda Democrática Nacional .

Cuauhtémoc Cárdenas, cuando anunció su salida del partido que fundó (el PRD), descartó afiliarse a Movimiento de Regeneración Nacional.

jose.reyes@eleconomista.mx