Después de una reunión privada con legisladores de Morena, la virtual jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, anunció que propondrá cambios al sistema anticorrupción capitalino, tras considerar que el actual es “inconstitucional”.

“Creemos que es un sistema de repartición de cuotas y no un sistema que realmente acabe con la corrupción en la Ciudad de México. Solicité (a los diputados electos) que nos ayuden a elaborar esta nueva ley anticorrupción”, dijo.

Añadió que la Procuraduría General de Justicia no puede pasar a ser una Fiscalía Autónoma inmediatamente, como lo dice la Constitución de la CDMX, ya que debe ser un proceso de transición.

En conferencia de prensa, Sheinbaum también adelantó que en agosto realizarán un recorrido con alcaldes, concejales y diputados locales electos, por las zonas afectadas por el sismo del 19 de septiembre del 2017 para recopilar las opiniones para un nuevo esquema que garantice los recursos; además, aseguró que la Secretaría de Protección Civil se convertiría en un Centro de Atención de Riesgos para mejorar los protocolos.

Durante la reunión a puerta cerrada, la candidata ganadora propuso a los diputados electos de Morena que en el nuevo Congreso local se concrete una reducción del presupuesto y se impulse un plan de austeridad que incluya reducción de puestos. Dijo que sería el Congreso el encargado de definir ello.

“El presupuesto 2019 será elaborado por el gobierno entrante, ahí vamos a cumplir lo que dijimos en campaña, como darle seguridad al Sistema de Transporte Colectivo Metro (...) Estaremos muy ligados en el tema del presupuesto de alcaldías”, mencionó.

Posteriormente, en entrevista, Sheinbaum insistió en que no se quitará por completo la sanción económica de las fotomultas; sin embargo, no serán excesivas, dijo.

salvador.corona@eleconomista.mx