El presidente Felipe Calderón presentó ayer al Senado una iniciativa para actualizar a México en los estándares internacionales en materia de asilo y refugio.

En su iniciativa, el Ejecutivo federal propone facultar a la Secretaría de Gobernación para que pueda aceptar la renuncia a la condición de refugiados que tengan los extranjeros en nuestro país.

Regula de manera general el procedimiento para el otorgamiento de asilo en sus vertientes tanto diplomática como territorial.

Dota de certeza jurídica a los destinatarios de la protección que les confieren las figuras de asilo y refugio, y será no solamente uno de los logros más significativos en términos del Estado democrático de derecho, sino que abonará al fortalecimiento de la cultura de la legalidad al interior , precisó el presidente Calderón.

Expuso que con estos cambios, se envía un mensaje a la comunidad internacional de que México cuenta con un marco jurídico interior acorde con el derecho internacional público, el de los derechos humanos, el humanitario y el de las relaciones diplomáticas, porque referirse a asilo y refugio ocupa la política interior y exterior .

mac