La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) emitió su Recomendación 32/2010 dirigida a la Secretaría de Seguridad Pública Federal (SSPF), por el caso de seis presuntos policías federales que despojaron de dinero a migrantes centroamericanos.

Mediante un comunicado el organismo nacional de los derechos humanos informó que las víctimas señalaron que el 23 de enero de 2010 los uniformados detuvieron el tren que circulaba de Arriaga, Chiapas, a Ciudad Ixtepec, Oaxaca, y obligaron a descender a medio centenar de migrantes.

Según las versiones de los quejosos, los presuntos policías federales despojaron de su dinero a los migrantes y posteriormente los abandonaron y ordenaron caminar sobre la vía del tren, quejas que fueron recibidas por personal de la CNDH en el albergue Hermanos del Camino.

Asimismo los migrantes centroamericanos informaron que tres días después el convoy de vehículos en que viajaban fue detenido por agentes de la Policía Federal, pero el grupo de migrantes venía de una diligencia, acompañado por la cónsul de El Salvador con residencia en Arriaga.

En este caso los agredidos señalaron que dos de los policías federales que los detuvieron fueron identificados como responsables de los hechos ocurridos el día 23, lo que denunciaron ante la autoridad correspondiente.

Tras el análisis de evidencias la CNDH advirtió violaciones a los derechos humanos a la propiedad y posesión, a la legalidad y a la seguridad jurídica de los quejosos, atribuibles a servidores públicos de la SSP federal.

Por ello, en su Recomendación 32/2010, la CNDH solicitó a la SSP federal colaborar en la queja y denuncia que promoverá ante el Organo Interno de Control en la Policía Federal y ante la Procuraduría General de la República (PGR), respectivamente, contra personal que intervino en los hechos.

Asimismo recomendó diseñar e impartir en esa dependencia un programa integral de capacitación y formación en materia de derechos humanos, además de emitir una circular con el procedimiento que los elementos de la Policía Federal deberán observar en sus funciones de inspección, verificación o vigilancia en materia migratoria.

APR