La defensa de Enrique Horcasitas, exdirector del Proyecto Metro, responsable de la construcción de la Línea 12 que colapsó el pasado 3 de mayo y ocasionó la muerte de 26 personas y un centenar de heridos, así como de otros 14 exfuncionarios del Metro, busca declarar la nulidad de todo lo investigado a la fecha por considerar que se violó el debido proceso.

“Cuando la Fiscalía (General de Justicia de la Ciudad de México) le entrega los indicios a un particular comete un delito, altera el rumbo de la investigación y esta carece completamente de veracidad”, afirmó Gabriel Regino, abogado defensor de 15 exfuncionarios, entre los que destaca también Moisés Guerrero, exdirector de Obra Civil del Proyecto Metro.

El despacho Regino Abogados presentó ayer una denuncia penal ante la Fiscalía General de la República (FGR) contra María de la Luz Alcántar, agente del Ministerio Público especializada en atención a los usuarios del Sistema de Transporte Colectivo Metro, unidad 3 sin detenido, agencia Pantitlán, de la Fiscalía Desconcentrada de Investigación de Agencias de Atención Especializadas de Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México (FGJCDMX); Milagro Trinidad González Santiago, gerente del Área de Análisis de Riesgo de la empresa DNV Energy Systems México; la persona moral denominada DNV y quienes resulten responsables.

Aseguran manipulación

En conferencia de prensa, Regino dijo: “No hay duda. DNV dirige las investigaciones forenses, manipula indicios”.

“La denuncia (presentada) es por delitos de corrupción en la procuración de justicia. Consiste en castigar con dos a seis años de prisión al servidor público que entregue indicios, indebidamente, a quien no sea parte. El delito es claro, irrefutable”.

Aseguró que es falso, como afirman las autoridades del gobierno capitalino, que la empresa DNV esté haciendo un peritaje externo, independiente y autónomo al de la FGJCDMX.

La empresa DNV México desde su contratación y sin haber firmado previamente el contrato comenzó a dirigir la investigación forense de la fiscalía de la CDMX, comenzó a recibir todos los indicios: concreto, acero”, dijo.

El hecho de que la propia empresa DNV denunciara ante la FGR el extravío de la cadena de custodia de tres fragmentos de acero que había mandado a analizar a su laboratorio en Ohio, Estados Unidos, detalló, confirma que es falso que se trate de dos investigaciones autónomas.

“Cadena de custodia es un concepto exclusivo, limitado del Ministerio Público. ¿Cómo es que una empresa privada contratada por Protección Civil tiene una cadena de custodia oficial? ¿Quién se la dio?”, finalizó.

rolando.ramos@eleconomista.mx