Mérida.- Unas 200 unidades de transportistas se manifestaron hoy en la carretera Mérida-Campeche, a la altura de las localidades de Maxcanú y Halachó, con lo que se sumaron a la protesta nacional contra las alzas mensuales al precio de los combustibles.

Se trata de unidades de la Alianza Mexicana de Organizaciones Transportistas (Amotac), de la Unión Nacional de Transporte para el Cambio, de la Confederación Nacional de Transportistas de Carga y de la Confederación Revolucionaria de Obreros y Campesinos (CROC).

Los camiones salieron en fila desde la explanada de la Secretaría de Fomento Agropecuario y Pesquero del gobierno del estado y se dirigieron al tramo que une Maxcanú con Halachó.

El dirigente estatal de la Amotac, Andrés Poot Alonzo, señaló que suspenderán la protesta hasta el sábado o domingo, pero sin afectar el paso de autos y camiones en la Mérida-Campeche, una vía en extremo transitada, porque no quieren crear mala imagen al movimiento .

Si el gobierno federal no da respuesta respecto a los gasolinazos, entonces habría más adelante otro paro nacional, pero esta vez estrangularíamos las carreteras nacionales , afirmó.

Ya basta de tanto incremento en los precios de los combustibles que afectan tanto al transporte en general, como a los ciudadanos, porque se refleja en las alzas de los alimentos , lanzó.

Dijo que los inconformes estarán alertas de la respuesta del gobierno, y adelantó que la dirigencia nacional de la Amotac va a sostener reuniones con funcionarios federales para abordar el tema de las alzas a los combustibles.

La situación económica del país no se va resolver con aumentos mensuales al precio de la gasolina; queremos ya alternativas viables para sacar adelante al país y no solucionarlo todo con base en gasolinazos , opinó.

MIF