Los delitos de los que fueron víctimas las empresas en México durante el 2017 les significaron pérdidas por 155,800 millones de pesos (0.86% del PIB), se precisó en los resultados de la Encuesta Nacional de Victimización de Empresas (ENVE) 2018, del Inegi.

La cifra de la encuesta divulgada este miércoles es mayor en 2,500 millones en comparación con los resultados del anterior ejercicio estadístico realizado en el 2015, cuando los robos a empresas en México equivalieron a 153,300 millones de pesos (a precios del año pasado); mientras que si se compara con la encuesta del 2011, cuando los delitos a la Iniciativa Privada representaron pérdidas por 145,500 millones de pesos, el aumento fue de 10,300 millones de pesos.

En el 2017, el costo promedio de los delitos para las empresas fue de 66,031 pesos, lo que significó un aumento de 14.3% con respecto de la encuesta del 2015, cuando el costo promedio de los delitos fue de 57,779 pesos.

El costo promedio del delito aumentó en 14 entidades de las 32 del país, si se comparan las últimas dos encuestas del Inegi.

En este sentido, es Veracruz el estado con el mayor aumento, con 103%, al pasar de un costo promedio del delito por unidad económica en el 2015 de 35,475 pesos a 72,016 pesos en el 2017.

Por delitos más frecuentes que registran las empresas a nivel nacional, están el robo o asalto a mercancía, dinero, insumos o bienes (22.6% de las denuncias), robo hormiga (15.4%) y extorsión (13.9 por ciento).

En tanto, robo total de vehículo, secuestro, robo de mercancía en tránsito, otros tipos de robos y daños a las instalaciones, maquinarias y equipo son los ilícitos más costosos para la IP.

En total, en el 2017 se tuvieron registros de 3.8 millones de delitos cometidos a 1.5 millones de unidades económicas.

Sobre la cifra negra de delitos (es decir, no hay denuncia), la encuesta divulgada por el Inegi señala que se ubicó en 86.6 por ciento. Esta cifra disminuyó en comparación con la encuesta del 2015, cuando la cifra negra se posicionó en 90.3 por ciento.

Por último, a nivel nacional, la percepción de inseguridad por parte de las empresas se ubicó en 78.9%, lo que equivalió a un aumento de 9 puntos porcentuales con respecto al 2015, cuando la percepción de inseguridad de las empresas en el país se posicionó en 70.2 por ciento.

[email protected]