La Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Canacintra) recibió a los candidatos a la Jefatura de Gobierno de la Ciudad de México para abordar temas como seguridad, corrupción e industria en la capital, además de brindar su apoyo para la creación de planes para el futuro de la urbe.

En el encuentro con industriales, Claudia Sheinbaum, candidata de Morena, dijo que el plan que necesita la CDMX para detener la inseguridad no es “inventar hilos negros”, pues con la implementación de un Mando Único podrá fortalecerse a los elementos de seguridad mediante controles de confianza.

“No debemos culpar al Sistema de Justicia Penal, necesitamos mapas de las zonas de más delincuencia para detenerlos con estrategia y no con tanto operativo”, mencionó.

Mientras tanto, la candidata de la alianza Por la CDMX al Frente, Alejandra Barrales, indicó que se necesita dar “tiros de precisión” en contra de la delincuencia sin darles amnistía, fortaleciendo la capacidad de reacción y prevención del delito a los policías: “Ninguna medida contra la inseguridad dará resultados si no se pone en el centro la participación de la ciudadanía”, declaró.

Asimismo, se pronunció por la capacitación de trabajadores y empresarios para avanzar en el crecimiento económico de la ciudad, y dio a los empresarios garantías de seguridad y certidumbre jurídica y política para generar empleos.

El último en participar fue Mikel Arriola, candidato del PRI, quien aseguró que instalará un C4 en todas las delegaciones, y vinculará la red de cámaras desde aplicaciones de teléfonos inteligentes, así como la creación de una Procuraduría de la Mujer. “Terminaremos con los narcodelegados y con la corrupción que invadió a aquellas delegaciones; aumentaremos a los policías el salario”, agregó.

Reiteró que construirá 200 kilómetros de nuevas ciclovías, 100 kilómetros de metro, además de un periférico exterior de 70 kilómetros de carretera, con una inversión de 120,000 millones con la ayuda de los empresarios.

salvador.corona@eleconomista.mx