El presidente de la Comisión de Presupuesto de la Cámara de Diputados (Morena) Alfonso Ramírez Cuéllar planteó que el secretario de Hacienda, Arturo Herrera tendrá cinco retos a afrontar, que van desde una mayor cercanía con el Congreso de la Unión, hasta fortalecer la disciplina tributaria y ser impulsor de una reforma fiscal que permita a las entidades depender menos de la Federación.

Ramírez Cuéllar indicó que el acercamiento con el Congreso resultará en la construcción de una política social “más fuerte basada en mecanismos y programas que permitan incrementar la inversión pública y privada, y así sentar las bases para un mayor crecimiento económico”.

Asimismo, sobre el gasto a ejercer para el 2020 y 2021 el diputado de Morena indicó que será un reto el superar el “gasto inercial”.

“Se requiere que los siguientes presupuestos sean diseñados con base en las necesidades reales del país, destinando recursos a infraestructura, salud, educación, agua, agricultura, entre otros y, así, quede atrás la tendencia del periodo 2014-2018, en el que hubo una caída en la inversión pública”, dijo.

 

Le legislador reiteró su llamado a la planeación de una reforma fiscal que pueda ayudar a incrementar los ingresos nacionales. 

“Incrementar los ingresos con la discusión de la reforma fiscal, para que funja como instrumento entre las entidades federativas y logremos un desarrollo económico regional equilibrado, fortaleciendo las haciendas públicas para que los estados y municipios dependan menos de las aportaciones federales”, planteó Ramírez Cuéllar.

En este sentido, el legislador mencionó que no es necesario “cobrar más” impuestos sino “cobrar mejor”. 

Por último el diputado de Morena indicó, mediante una nota de prensa, que uno de los retos más relevantes para el nuevo titular de Hacienda será también el combate a la corrupción al verificar “que todo el gasto público se ejerza conforme a la ley y continuando con la política de transparencia en el manejo de recursos públicos”.