El presidente Andrés Manuel López Obrador se deslindó de la promulgación que hizo el Congreso de Baja California de la ampliación de mandato para gobernador de dos a cinco años. Reiteró que esta medida fue aprobada en su momento por unanimidad de todos los partidos. Anunció que este miércoles certificará la carta de compromiso que hizo para no reelegirse, como se lo solicitó el Instituto Nacional de Acceso a la Información y Protección de Datos (INAI).

El primer mandatario anunció que el próximo sábado se reunirá en Veracruz con el presiente de Honduras, Juan Orlando Hernández, con quien buscará llegar a acuerdos bilaterales similares a los que llegó con El Salvador para frenar la migración de ese país hacia Estados Unidos a través de México.

López Obrador dijo que se podría replicar a Honduras el apoyo económico que hace unos meses dio su gobierno a El Salvador.

Por otro lado, el Presidente dijo que el lunes comenzará los trabajos para elaborar el Paquete Económico del 2020. Indicó que para ello se reunirá el lunes con funcionarios de la Secretaria de Hacienda y el martes con su gabinete para evaluar cómo quedará la estructura del gobierno. Adelantó que el gobierno desaparecerá las Direcciones adjuntas, lo que significa el despido de empleados que actualmente ocupan esas plazas.

López Obrador dijo que llevar internet a todas las comunidades más apartadas del país, significará una “revolución de las convencías”. Reiteró que la CFE ya creó la empresa para brindar el servicio, y que se encuentra en proceso la solucitud de la concesión ante el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT).

El mandatario dijo que fue informado de que algunos de los operadores que se contrataron para conducir las pipas de Pemex fueron despedidos porque “no se portaron bien”, y cometieron actos de indisciplina, no llegaban a tiempo o faltaban. Dijo que fueron liquidados conforme a la ley, y él está de acuerdo.

El Presidente dijo estar dispuesto a utilizar la figura del indulto a fin de agilizar la liberación de personas recluidas por actos de injusticia. Afirmó que sería en casos muy específicos, como que no sea un delito grave o no tengan para pagar su fianza.

Acerca de los rumores de que la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, dejará el cargo, López Obrador dijo que está muy contento con el trabajo de la funcionaria, y atribuyó a quienes tienen intereses particulares dichos rumores.

Sobre la mesa de negociaciones que tiene el gobierno y la CFE con cuatro empresas constructoras de gasoductos, el presidente López Obrador reprochó que una de esas empresas haya promovido un recurso legal para inconformarse por la decisión del gobierno de renegociar los contratos. El mandatario dijo que no es posible que se esté en una negociación y al mismo tiempo esas empresas promuevan juicios contra el gobierno, y que se ponga como argumento que el anterior secretario de Hacienda, Carlos Urzúa, estaba de acuerdo con continuar los contratos. Sin embargo, el mandatario dijo que continuarán las mesas de conciliación.