México enfrenta un deterioro e la política donde lo que menos importa es la búsqueda del bien social, expuso la analista política Mireille Roccatti, investigadora de la Maestría en Administración Pública y Política Pública del Tecnológico de Monterrey.

Sostuvo que las alianzas entre partidos políticos, principalmente aquellos que no coinciden ideológicamente, ponen en riesgo la gobernabilidad y democracia en los estados, ya que en cuanto a políticas sociales, sus doctrinas son diametralmente opuestas lo que puede generar un desempeño gubernamental mediocre y desilusionar a la población.

El Parido de la Revolución Democrática se ha caracterizado por seguir una línea liberal en donde se apoya al aborto, el matrimonio gay, en contraste con las políticas del Partido Acción Nacional, el cual se dirige por una línea más conservadora.

A su parecer, la analista expresó que la búsqueda de la victoria electoral ha llevado a estas instituciones a aliarse pese a que uno representa a la izquierda y el otra a la extrema derecha. Estamos dentro de una democracia incipiente en donde la cohabitación de estas posturas se torna muy complicado por los protagonismos que hoy se juegan en ellos .

Agregó que en estas alianzas no hay ideologías ni principios básicos que busquen el bien de la sociedad, se unieron partidos con ideas opuestas y seleccionaron a un candidato ex priista, lo que resulta toda una contrariedad .

Por otro lado, la reciente crítica por parte del Partido Revolucionario Institucional (PRI) y el Partido Verde Ecologista de México (PVEM) ante las alianzas entre partidos de ideología contraria, es, según Mireille Roccatti un reclamo ante su inconformidad por la derrota de este organismo político.

Agregó que la credibilidad del tricolor se encuentra en juego debido a las reacciones que ha emitido, pues éstas responden a intereses únicos de poder y no a la búsqueda del empoderamiento social.

apr