El coordinador del Diálogo para la Reconstrucción de México (DIA), Manuel Camacho Solís, explicó que con la designación de Gerardo Mora como candidato a la gubernatura en Quintana Roo, lo que pretende es que en el futuro el Ministerio Público no decida quiénes van a ser los candidatos de la oposición, sino sean los partidos y ciudadanos quienes decidan.

"Lo que estamos decidiendo es en función de esa estrategia legal de defender los derechos de los ciudadanos, de defender los derechos de los partidos a escoger a sus candidatos y nuestros asesores legales consideraron que no había otro camino más que el cumplir lo que había decidido el Tribunal para poder seguir con la defensa legal de nuestra causa en el espacio internacional, en la Comisión Interamericana de Derechos Humanos y ante los Tribunales Federales".

Por otra parte, comentó en entrevista con Ricardo Rocha, los dirigentes de los tres partidos en Quintana Roo (PRD, PT y Convergencia) querían que fuera Gerardo Mora, "él es una persona muy competente, conocida por ellos".

Añadió que habían considerado la posibilidad de poner a un ciudadano que no tuviera realmente ninguna presencia, sólo testimonial, "pero nos hicieron una consideración que nos pareció valedera y es que si no había alguien haciendo campaña por la gubernatura iba a debilitar las campañas de los Presidentes Municipales y de los diputados".

Camacho Solís reconoció que en 15 días no se puede ganar una elección pero al menos el trabajo servirá para reforzar la competencia en las principales municipalidades del estado de Quintana Roo.

" La decisión de Greg es una decisión que toma el Tribunal, finalmente tenemos que aceptar las decisiones del Tribunal porque de otra manera lo único que estamos haciendo es colocarnos en una situación aún más difícil… la condición desfavorable no la escogimos nosotros, nos la han impuesto por razones políticas".

/doch