El secretario general ejecutivo de la Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior (ANUIES), Jaime Valls Esponda, respaldó la propuesta de diputados federales de presentar una iniciativa para que los recursos que se le otorga a las universidades estatales no pasen por los gobiernos estatales. 

Después de entregar los estados financieros auditados correspondientes al ejercicio fiscal 2017 a las comisiones de Vigilancia de la Auditoría Superior de la Federación y de Educación de la Cámara de Diputados, Valls señaló ser respetuoso en las propuestas de los legisladores, “estaremos muy atentos y por supuestos que trabajaremos con la Cámara, sin duda es una idea innovadora y la vemos con buenos ojos (la reforma)” 

Las diputadas Aleida Valadez (Morena) y la Cynthia Iliana López (PRI) propusieron que se presente una reforma para que los recursos que les corresponde a las universidades estatales no pasen por las “manos” de los gobiernos estatales ya que en muchas ocasiones son retenidos. 

En ese sentido, Jaime Valls Esponda afirmó que en varios casos la situación financiera se agrava por la demora de los gobiernos estatales para suministrar los recursos que les corresponden.

Respeto a la situación financiera de las casas de estudio, dijo que desde hace varios años se ha venido acumulando un déficit financiero en la mayoría de las instituciones de educación superior, originado por distintas causas y con diferente intensidad de acuerdo a su propia historia. 

"La solución a estos problemas estructurales requiere de una política renovada de financiamiento con la corresponsabilidad de los distintos órdenes de gobierno y el compromiso de las instituciones de educación superior para llevar a cabo las reformas que permitan su sostenibilidad financiera en el largo plazo", apuntó. 

Ante el caso de la “Estafa maestra”, en la cual hubo desvió de recursos federales por medio de universidades estatales y empresas privadas, el secretario general ejecutivo de la ANUIES señaló que las universidades son auditadas permanentemente por la Auditoria Superior de la Federación y por los órganos estatales y controlarías internas. 

“hay absoluta transparencia y rendición de cuentas y que se aplique la Ley y donde haya sanciones que se sancionen y se aplique la ley”, señaló. 

—¿Esto es para cerrar el capítulo de la Estafa Maestra?

“Las auditorias son permanentes y son algunas universidades que han sido observadas, por supuestos que estamos a favor que sí se puede solventar las observaciones se solucionen y sino que se aplique la ley sin distinción para todos”. 

En otro tema descaró que la creación de universidades públicas por el Gobierno federal pueda afectar financieramente a las 32 casas de estudios estatales, por lo que dijo estar a favor de todos centros de estudios que aporte a la sociedad.