El próximo titular de la Secretaria de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, informó que el presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, recibió esta mañana una llamada telefónica de la primera ministra del Reino Unido, Theresa May. 

“Recibió una llamada de la Primer Ministra de Inglaterra, de Reino Unido, Theresa May, hace un momento, y el contenido principal de esta conversación versó primero entre los puntos de coincidencia entre Reino Unido y México en materia de cambio climático, en materia de derechos humanos, en materia de transparencia, así como de los proyectos de cooperación que ya están en curso y se pueden llevar a cabo los próximos años. Entonces, fue una muy buena comunicación, muy cálida, que agradecemos mucho, y ese fue el tema de mi visita”, explicó Ebrard.

Refirió que seguramente López Obrador también conversara hoy con la ex presidenta de Chila, Michelle Bachelet, quien ha sido propuesta como la responsable de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas en materia de Derechos Humanos, “y que por puesto vemos con mucha alegría y entusiasmo. Esa conversación tendrá lugar más tarde”.

Respecto a una posible reunión entre López Obrador y el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, Marcelo Ebrard, comentó: “no la tenemos programada, pero técnicamente si sería posible. Ya eso (la declaración de presidente electo) cambia todo. Puedes ver a Jefes de Estado”.

Sobre las recomendaciones que ha hecho Bachelet para que se frenen los feminicidios en México, Marcelo Ebrard dijo que el nuevo gobierno que tomará posesión el 1 de diciembre, recibirá y adoptará las recomendaciones, y destacó que en México habrá cambios importantes en materia de derechos humanos. 

“Hay recomendaciones muy importantes, que no se han tratado todavía, pero estamos consciente de ello, y lo que se quiere, dice el licenciado López Obrador, la mejor política exterior es que hagas bien las cosas en tu política interior. ¿Entonces qué es lo que va a pasar? que va a haber cambios muy importantes en México respecto a cómo se tratan los derechos humanos”, destacó.

Entrevistado a su salida de la oficina de Andrés Manuel López Obrador, Marcelo Ebrard dijo que la próxima semana buscará una reunión con el actual canciller, Luis Videgaray, para abordar el tema de la transición.

“Será la semana que viene, porque creo que está fuera. Inicia la transición ya formal y acordar las fechas y calendario para ello”, comentó.

Destacó que, en este proceso de transición, el nuevo gobierno analizará las condiciones de trabajo de los empleados de la Secretaría de Relaciones Exteriores, a fin de realizar una política de austeridad, y eventualmente de mejora a los salarios a integrantes del sector diplomático de México.

“Estamos planteado una idea que es resiliente. Evaluar toda la ayuda del Estado mexicano, independientemente de qué dependencia lo haga y entonces ahí si encontraremos espacio para organizarnos mejor, tener más coordinación, más orden en la presencia externa de México, y reducir gastos ese el objetivo.

“Todavía no llegamos a ese punto (salarios de la diplomacia) porque estoy esperando la primera reunión formal con el canciller, ya para tener información precisa, porque por ejemplo sabemos que el 42% del personal de la secretaria son empleados locales, es decir, son trabajadores o personal en las embajadas o servicio exterior, ese es el 42% de los trabajadores o personal. Vamos a evaluar ese dato, porque luego no se sabe, que son empleados locales fuera de México”, aseveró.

jmonroy@eleconomista.com.mx