Monterrey.- La privatización de Pemex está descartada, pues afectaría los ingresos federales por 1 billón de pesos anuales, fomentaría monopolios y encarecería energéticos, dijo el candidato presidencial de la coalición Movimiento Progresista, Andrés Manuel López Obrador.

Al exponer ante empresarios locales su propuesta económica, se manifestó por impulsar un proyecto de desarrollo económico a partir de nuestra realidad y nuestros potenciales , con un crecimiento equilibrado a nivel macro y sin crear o aumentar impuestos.

Es una fórmula distinta lo que estamos proponiendo, heterodoxa, no es aplicar una receta, una recomendación de organismos financieros internacionales, es una propuesta a la mexicana partir de nuestros problemas, de la realidad nacional, de nuestras potencialidades , subrayó.

El candidato de los partidos de la Revolución Democrática (PRD), del Trabajo (PT) y Movimiento Ciudadano expuso que no conviene privatizar la industria petrolera y no es un asunto ideológico, político, es de juicio práctico, si se entrega la renta petrolera no habría presupuesto .

Lo anterior, al señalar que Pemex aporta un billón de pesos al año a la Secretaría de Hacienda y eso no se privatizaría si se privatiza el petróleo .

En todo caso, quienes impulsan la eventual privatización de Pemex, deben explicar cómo se taparía ese hoyo que generaría a las finanzas federales.

Incluso a los empresarios no les conviene la privatización del petróleo, entre otras razones, se convertiría en monopolio y se alejaría la posibilidad de ofrecer energéticos baratos para la industrialización del país .

Por ello, reiteró su propuesta de administrar con eficiencia y honestidad la paraestatal, además de abaratar el costo de energéticos para hacer competitiva a la industria.

En materia de televisión, también reiteró su negativa a los monopolios, aunque no vamos a expropiar Televisa, no vamos a expropiar ninguna empresa, vamos a que haya competencia, no a los monopolios .

Esto es lo va a ayudar a que haya crecimiento económico y que los consumidores puedan ahorrar una parte considerable de sus ahorros , enfatizó López Obrador.

No les vamos a quitar a los ricos para dar a los pobres, no hace falta, todo es cuestión de manejar el presupuesto con honradez y distribuirlo con justicia , expuso.

Acompañado de sus colaboradores postulados a carteras en el gabinete económico, de triunfar en los comicios del 1 de julio próximo, insistió en que se puede lograr un crecimiento del seis por ciento, crear 1 millón 200,000 empleos anuales y generar ahorros públicos por 800,000 millones de pesos por año.

Con este evento, el abanderado presidencial de la izquierda concluyó su primera gira de campaña por Nuevo León iniciada ayer y se trasladó al Distrito Federal para participar en un evento en la Universidad Iberoamericana y un programa televisivo.

MIF