El presidente Andrés Manuel López Obrador indicó que en el tema del derrame ácido sulfúrico por parte de Grupo México al Mar de Cortés, se escuchará y dialogará con la empresa antes de tomar una medida drástica, pero subrayó que “no hay privilegios para nadie”.

“En eso estamos, pero no vamos a actuar de manera arbitraria vamos a dialogar, a convencer a persuadir antes de tomar decisiones más drásticas” pues se tienen que cuidar las fuentes de trabajo, expresó en conferencia de prensa desde Palacio Nacional donde refirió que se acopian todos los elementos del caso, y que incluso hay un informe de los derrames de esta empresa en México y otros países.

En las últimas ocho sesiones, las acciones de Grupo México, con negocios también en los sectores ferroviario y de infraestructura, han caído más de un 15% en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV). 

erp