El nivel deportivo de la Liga y el formato de ida y vuelta parecen favorecer a los equipos mexicanos

Qué le parece si empezamos a ponernos exigentes. Desde hace más de 10 años, México participa en la Copa Libertadores y como que ya es momento de hacernos de la Copa. La experiencia en este torneo, las historias de éxito reciente del futbol mexicano, los antecedentes de finalistas de Chivas y Cruz Azul, el título de Pachuca en la Sudamericana, tres equipos entre las 10 plantillas más cotizadas del actual torneo, la crisis económica del futbol argentino éstos son apenas algunos de los motivos que deben obligar a Toluca, León y Tijuana en pensar en un futuro exitoso.

Sin duda, los equipos brasileños llegan como los máximos favoritos. Es verdad que están en un escalón por arriba de los mexicanos, pero también que el formato de ida y vuelta permite ciertas bondades que pueden beneficiar a las instituciones de la Liga MX.

Está claro que el torneo mexicano a nivel deportivo (y en gran medida por su poder financiero) tiene la tercera liga más fuerte (para mí la segunda, pero muchos insisten en poner a la argentina antes que la nuestra). Estar en ese selecto grupo nos obliga a pelear por un título que le hace falta al futbol mexicano.

A nivel deportivo, los tres equipos que representarán al balompié nacional tienen los arrestos para avanzar y al menos estar en semifinales. Para muchos no es un motivo la crisis económica del futbol argentino, en lo personal, considero que eso es una de las causas de que su futbol empiece a decrecer en calidad. Las ventas continuas a bajo costo, las deudas, los actos de violencia, sin duda, influyen en lo que pasa en la cancha.

Me disculpará usted, pero he visto a Vélez campeón de Argentina y en mi opinión es posible que cualquiera de los equipos mexicanos le gane incluso en casa.

Corinthians es el equipo que sí tiene un par de escalones o quizás hasta tres más alto que todos los demás. Pero afortunadamente, en el futbol, nada de lo que se mira imposible existe.

La necesidad del futbol mexicano y la Liga MX de crecer también debe tener como objetivo mirar los torneos internacionales. ¿En qué conviene brillar fuera de casa? Más dinero en taquilla, mejor valoración de los futbolistas, cotizar a la alza la Liga, ser una plataforma para internacionalizar las marcas de la Liga y los clubes

Los beneficios de patrocinar la Copa Libertadores

Bridgestone es el nuevo patrocinador principal de la Copa Libertadores. Los datos revelan que Toyota y Banco Santander terminaron su relación con la Conmebol con cifras muy positivas para sus empresas.

Tan sólo Santander puede presumir que en donde tiene presencia en América Latina, 70% de los aficionados al futbol recuerda a la entidad financiera como una de las marcas ligadas al futbol. Pero no sólo eso, los especialistas detallan que, en promedio, un patrocinio deportivo genera un retorno de inversión de dos a uno, pero en el caso de la Copa Libertadores este dato fue de cuatro a uno.

Es decir que cada año daban como parte del patrocinio aproximadamente 8 millones de euros de los que el retorno era 32 millones de euros.

Bridgestone conoce estas cifras y por ello no escatimó en pagar aproximadamente 20 millones de dólares anuales (14.9 millones de euros), casi el doble de lo que daba Santander, a la Conmebol por ser el sponsor principal del torneo hasta el 2017.

La empresa de neumáticos tiene presencia en América Latina en México, Costa Rica, Brasil, Chile, Argentina y Venezuela. El ser el socio comercial del torneo de clubes más importante de América le permitirá tener mayor presencia en estas naciones y en otras donde no llega.

Tras los éxitos de Toyota y Santander, ahora Bridgestone pagará por una inversión que tendrá garantizada gracias a los 1,500 millones de televidentes que tiene el evento y más de 200 partidos.

[email protected]com.mx