El charlatán que cobra sus quincenas como subsecretario de Salud dijo ayer 28 de julio, durante la conferencia de prensa del presidente Andrés Manuel López Obrador, lo siguiente: “Regresando al tema de Covid-19 y relacionándolo con esto, podemos ver en forma panorámica en esta diapositiva cuál es el lugar que ocupa México en comparación con otros países en términos de la mortalidad medida de la manera que debe medirse, que es de acuerdo a la población. Entonces, la mortalidad por 100,000 personas, México tiene 32.64%, 32.6 por 100,000 habitantes comparado con otros países que se muestran ahí en la diapositiva (...) En la siguiente diapositiva lo que vemos es qué lugar ocupamos en América, todo el continente, no sólo América Latina, sino todo el continente, y ocupamos el quinto lugar en mortalidad con este 32.6 por 100,000 habitantes. La mortalidad en México contrasta con la de otros países vecinos”.

Tiene razón el funcionario al decir que México ocupa el quinto lugar en mortalidad en todo el continente Americano, sólo que yo tengo otro dato, que es el del Centro Europeo para la Prevención y Control de Enfermedades (ECDC), que da un número de 34.1, ligeramente por arriba que el que proporcionó el desacreditado burócrata.

Lo que no mencionó es que nuestro país ya ocupa la posición 13 por este concepto, debajo de Bélgica (84.6), Reino Unido (67.4), España (60.8), Suecia (56.4), Perú (55.9), Italia (58.1), Chile (48.1), Francia (46.3), Estados Unidos (44.7), Brasil (41.2), Países Bajos (35.8) e Irlanda (35.7).

Tampoco mencionó las tasas de defunciones por 100,000 habitantes que se registran en países con una población similar a la de México, que se estima en 128 millones 932,753 personas.

Consideremos a estos países con poblaciones más o menos similares: Rusia (145 millones 934,462), Japón (126 millones 476,461), Etiopía (114 millones 963,588).

En Rusia, la tasa de muertes por 100,000 personas es de 9.2, en Japón de 0.8 y en Etiopía de 0.2. Lo anterior significa que la tasa para México es 270.7% superior a la de Rusia, 4,162.5% superior a la de Japón y 16,950% mayor que la de Etiopía.

No entendí lo que quiso decir el charlatán al decir que “La mortalidad en México contrasta con la de otros países vecinos”.

Veamos las tasas registradas en esos países.

Al norte están EU con una tasa de 4.5 y Canadá con 2.4.

Al sur están Guatemala (9.7), Belice (0.5), El Salvador (6.3), Honduras (11.8), Nicaragua (1.6), Costa Rica (2.3) y Panamá (30.6).

Efectivamente contrasta, por ser la más alta de todas.

El médico que dice que realizó estudios postdoctorales en epidemiología también afirmó que la mortalidad sólo debe medirse de acuerdo a la población, lo que es una más de las incontables falsedades que ha dicho desde que saltó a la fama.

También debe medirse de acuerdo con la tasa de fatalidad de casos (TFC), que es el número de muertes registradas entre casos registrados de Covid-19.

La TFC de México es de 11.1%, lo que significa que mueren 111 personas de cada 1,000 que son contagiadas por el coronavirus SARS-CoV-2. De acuerdo a esta métrica, nuestro país ocupa el séptimo lugar, por debajo de Francia (16.5%), Reino Unido (15.2%), Bélgica (14.8%), Italia (14.3%), Hungría (13.4%) y Países Bajos (11.6%). Y muy por encima de EU (3.4%) y Brasil (3.6%).

Me pregunto: ¿Vamos bien? ¿Está domada la pandemia?

Facebook: Eduardo J Ruiz-Healy

Instagram: ruizhealy

Sitio: ruizhealytimes.com

Eduardo Ruiz-Healy

Periodista y productor

Columna invitada

Opinador, columnista, conferencista, media trainer, 35 años de experiencia en medios de comunicación, microempresario.