Tras reunirse con el Primer Ministro italiano Mario Monti y elogiar sus reformas fiscales, Angela Merkel rechazó una vez más la propuesta de otorgar licencia bancaria al fondo ESM, como medida para combatir la crisis financiera de la Zona Euro.

Para la Canciller alemana dicha propuesta es incompatible con los tratados europeos, señalando además que su visión es compartida por el presidente del Banco Central Europeo Mario Draghi. No obstante, Mario Monti, así como otros líderes de las economías del sur, insiste en que los tratados pueden ser modificados.

Así como hoy, durante las próximas semanas el ruido político será intenso en la Zona Euro, con una ambiciosa agenda de reuniones y resoluciones. Dado lo anterior y ante las expectativas que se han formado, Mario Draghi declinó participar en la conferencia de banqueros centrales de Jackson Hole, aunque la versión oficial indica que se debe a la "pesada carga de trabajo".

El Beige Book del Fed reemplazó la frase "de modesto a moderado" por "gradualmente" para describir el crecimiento de la economía estadounidense. Dado que este reporte es la base del siguiente comité de política monetaria del Fed (en este caso el 13 de septiembre), también debería arrojar alguna pista respecto de lo que Ben Bernanke dirá este viernes en Jackson Hole. Sin embargo, esta pista ("gradualmente") no fue suficiente, por lo que la incertidumbre se mantiene.

Con respecto a datos económicos, tal como se esperaba, el crecimiento del PIB fue corregido en el 2T12 de 1.5% a 1.7%. Este aumento responde principalmente a la sorpresiva disminución del déficit comercial. Por otra parte, el sector inmobiliario continúa entregando señales positivas, las ventas mensuales de viviendas pendientes subieron 2.4% en julio, superando el 1.0% esperado y alcanzando su nivel más alto desde abril del 2010.

En Europa las miradas estuvieron puestas en España, donde la comunidad autónoma de Cataluña solicitó un rescate por 5,023 millones de euros, sumándose a las peticiones de Valencia y Murcia.

Con esto se completa un total de 8,800 millones de euros requeridos del fondo gubernamental, casi la mitad de los 18,000 millones de euros que tiene España para respaldar a otras regiones endeudadas. Mientras que en Alemania la inflación anual se aceleró desde 1.7% a 2.0% en agosto, anotando su primera alza en 6 meses y poniendo presión a los consejeros del Banco Central Europeo que se reúnen el próximo 6 de septiembre.

Al cierre de la sesión, se espera la decisión del Banco Central de Brasil, quien bajaría nuevamente la tasa SELIC en 50pbs, para llegar hasta un nuevo mínimo histórico de 7.5.

Wall Street cerró con alzas moderadas, el S&P 500 y el tecnológico Nasdaq anotaron ganancias en torno a 0.1%, mientras que el Dow Jones finalizó prácticamente plano.

Las bolsas en América Latina terminaron a la baja, liderados por el Bovespa brasilero que cayó 1.8%. El Colcap colombiano cedió 0.3%, mientras que el IPSA chileno, el Merval argentino, el IPC mexicano y el IGBVL peruano anotaron pérdidas entre 0.1% y 0.2 por ciento.

Con la excepción del Dax alemán, que avanzó 0.1%, las plazas europeas finalizaron con retrocesos. Milán disminuyó 0.3%, Madrid perdió 0.4%, París cedió 0.5% y Londres tropezó 0.6 por ciento.

Asia anotó resultados mixtos, el Nikkei de Tokio y el Kospi coreano avanzaron 0.4% y 0.6, respectivamente. En tanto, Shanghai bajó 1.0% y el Sensex indio tropezó 0.8%.

*Frase de la canción La Incondicional de Luis Miguel, publicada en 1989 en su disco En busca de una mujer...

fondos@eleconomista.com.mx