Desde que Mario Draghi intervino verbalmente a fines de julio las tasas de los bonos españoles e italianos han caído, el euro se ha apreciado e incluso las acciones europeas han presentado un mejor desempeño relativo.

Sin embargo, esta mejora en el "sentimiento de mercado" fue tímida, sin convicción, porque los inversionistas ya no se fían de rumores ni especulaciones, necesitan hechos concretos.

Hoy, tal como se creía, el Banco Central Europeo confirmó la implementación de un programa "ilimitado" de compra de bonos [acompañado de esterilización] y sólo ahí el mercado reaccionó con decisión al alza, en una muestra de la falta de credibilidad en las autoridades europeas.

Por otro lado, no se debe perder de vista que este anuncio es sólo un impulso, no soluciona los problemas de fondo en la Zona Euro, pero si contribuye a negociar sin presión.

Las cifras económicas en Estados Unidos fortalecieron aun más la confianza de los inversionistas, la creación de empleo del sector privado, según la firma ADP, ascendió a 201,000 unidades en agosto, superando ampliamente los 140,000 puestos estimados por el consenso de mercado.

Estas cifras son seguidas de cerca por el mercado ya que sirven de preámbulo para la publicación de los resultados oficiales el día de mañana. Por otra parte, el ISM de servicios subió desde 52.6 a 53.7 pts. en agosto, principalmente impulsado por mejoras en los componentes de empleo y exportaciones, además, la cifra sorprendió a los expertos que no esperaban variación.

En Europa, las miradas estuvieron puestas en las reuniones de política monetaria del Banco Central Europeo y el Banco de Inglaterra. Ambas entidades decidieron mantener la tasa en 0.75% y 0.50%, tal como se esperaba, la decisión se vio respaldada por las perspectivas de una inflación que se mantendría por sobre la meta de inflación (2.0%).

Por otro lado, las cifras macroeconómicas estuvieron en línea con las expectativas y ayudan a mantener el optimismo, el PIB de la Zona Euro registró un tropiezo de 0.2%, mientras que los pedidos a las fábricas en Alemania avanzaron 0.5% en julio.

También llamó la atención el recorte de 25pbs que realizó el Banco de Suecia en su tasa de política monetaria, dejándola en 1.25 por ciento.

La inflación anual en Colombia se aceleró moderadamente desde 3.03% a 3.11% en agosto, en línea con las expectativas. Los sectores que más impulsaron esta alza fueron los de vivienda, salud y educación.

Los principales índices de Wall Street tuvieron una jornada positiva y niveles máximos desde el 2008. El Dow Jones avanzó 1.9%, el S&P500 subió 2.0% y el tecnológico Nasdaq lideró las alzas, con un incremento de 2.2%. Los bonos del Tesoro americano a 10 años tuvieron una corrección importante, la tasa subió cerca de 5.0 por ciento.

En Latinoamérica las ganancias fueron más moderadas con respecto al exterior, solamente el Bovespa brasilero logró anotar un alza de más de 2.0%. El Colcap colombiano avanzó 1.7%, el IPC mexicano ganó 1.0%, el Merval argentino rentó 0.7%, el IPSA chileno subió 0.6% y el IGBVL peruano trepó 0.9 por ciento.

Las bolsas europeas lideraron las utilidades a nivel mundial luego de que el Banco Central Europeo anunciara la compra de deuda soberana. Destacaron las alzas del Ibex de Madrid y la bolsa de Milán, que rentaron 4.9% y 4.3%, respectivamente. El Cac de París ganó 3.1%, el Dax alemán aumentó 2.9% y el FTSE de Londres subió 2.1 por ciento.

Dado el desfase de horario, los mercados en Asia terminaron, en general, con moderadas ganancias. Shanghai avanzó 0.7%, el Sensex indio trepó 0.2% y el Kospi coreano ganó 0.4%. El Nikkei de Tokio cerró prácticamente plano (0.01%).

* Hasta que lo escuche de ti. Sencillo de la banda Gin Blossoms, parte de la banda sonora de la película Empire Records (1995), protagonizada por Liv Tyler y Renée Zellweger.

fondos@eleconomista.com.mx