La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), mejor conocida como el Club de Ricos, puso el dedo en la llaga del negocio de las telecomunicaciones en México y, en particular, sobre el hombre más rico del mundo: Carlos Slim Helú.

Aunque en realidad no dice nada nuevo o nada que no se haya escuchado ya por parte de instituciones y expertos en la materia -en cuyo trabajo, por cierto, se basa el análisis-, lo cierto es que al señalarlo la OCDE se escucha con una resonancia infinitamente superior.

La danza de las cifras

Los números que menciona la OCDE, encabezada por José Ángel Gurría son impresionantes: las empresas de Slim han realizado sobrecargas en precios a sus clientes, por 13,400 millones de pesos al año desde el 2005 y hasta el 2009.

Estos sobreprecios, sumados a la pérdida potencial de los negocios derivadas de los altos precios, equivalen a 1.8% del Producto Interno Bruto (PIB) de México.

Telefonía: concentración excesiva

Pero lo verdaderamente relevante es que la dominancia de las empresas de Carlos Slim necesitan con urgencia nuevos competidores en aras de más y mejores servicios a mayor velocidad y mejor calidad.

El organismo internacional advierte que la participación de mercado de 70% de América Móvil en el negocio de la telefonía móvil es extremadamente alta.

Más competencia

El Club de Ricos también destaca que deben eliminarse las restricciones a la inversión extranjera en la industria de las telecomunicaciones.

Y recomienda que se refuercen los poderes de la Comisión Federal de Telecomunicaciones (Cofetel).

Banda ancha: entre los últimos

México está entre los últimos lugares de los países de la OCDE por el número de personas con acceso a banda ancha de alta velocidad.

México hoy ocupa el lugar 32 de entre los 34 países miembros de la OCDE en este renglón, a menos de la mitad del promedio de alrededor de 25.

Registró 10.5 suscriptores de alta velocidad a Internet por cada 100 habitantes a fines del 2010.

Además, México está entre los países con las tarifas más altas por los servicios de Internet de alta velocidad, en función del método de comparación llamado paridad del poder adquisitivo .

TV, más competencia

La OCDE también refiere que en México la televisión está dominada por dos empresas: Televisa y TV Azteca, de Emilio Azcárraga Jean y Ricardo Salinas Pliego, respectivamente, por lo que se pronuncia por una mayor competencia.

Telmex se defiende

Telmex dice en su defensa que no son congruentes las cifras de la OCDE.

Afirma que, según la OCDE, la cantidad que registran los usuarios como pérdida de bienestar -equivalente a 38,284 millones de dólares- supera los ingresos que tiene la industria, que en el 2011 fueron de 36,932 millones de pesos.

Si fuera cierta la afirmación de la OCDE -advierte Telmex-, implicaría que las empresas del sector no sólo no deben cobrar nada a sus clientes por el servicio, sino incluso pagarles por consumirlo.

Para rematar, refiere que las cifras de la OCDE y del Fondo Monetario Internacional colocan a México como el quinto país con mayor penetración de Internet de banda ancha en relación con el PIB per cápita del país, el cual es el más bajo de la OCDE, además de ser una de las naciones con el precio más bajo por mega de conexión a la red.

CUENTOS VERAS

El presidente de la Comisión de Comunicaciones del Senado de la República, Fernando Castro Trenti, repudió la opacidad que prevalece en la Cofetel y anunció que llamará a comparecer a los integrantes del pleno del órgano regulador e invitará a las autoridades competentes a realizar las investigaciones correspondientes por la presunta actuación indebida de los servidores públicos de la propia Cofetel.

Twitter: @marco_mares