México registra una crisis en materia de salud que el país no había sufrido en muchos años.

En el colmo de la paradoja, el país está padeciendo un triple fenómeno en materia de salud.

Al mismo tiempo que se registra un elevado desabasto de medicamentos; se observa un subejercicio presupuestal que ronda los 42,000 millones de pesos y una reducción en el presupuesto para la población sin seguridad social, en la transición del Seguro Popular al Insabi.

Lo que están sufriendo millones de mexicanos en materia de salud va en contra de uno de los objetivos del actual gobierno federal: que todos los mexicanos reciban atención médica y hospitalaria gratuita, incluido el suministro de medicamentos, materiales de curación y exámenes clínicos.

Coparmex, liderado por Manuel Medina Mora, evidencia el desabasto, con cifras del Colectivo Cero Desabasto.

México Evalúa, encabezado por Edna Jaime, devela el inexplicable menor gasto aplicado, respecto del que se tiene presupuestado.

Y el Centro de Investigación Económica Presupuestal que encabeza Héctor Villarreal, evidencia que la creación del Instituto de Salud para el Bienestar (Insabi) derivó en la reducción del 5.3% de su presupuesto, para la atención de 68.1 millones de personas, respecto de lo que ejerció el Seguro Popular en el año 2017, cuando cubría solamente a 53.5 millones de mexicanos.

El desabasto de medicamentos en general es una realidad inocultable. Y la falta de medicamentos oncológicos, es un escándalo.

La escasez de estos medicamentos especializados ya es reconocida incluso por el presidente Andrés Manuel López Obrador. 

El que no la admite es el subsecretario de Prevención de la Secretaría de Salud, Hugo López-Gatell.

De hecho prometió que en breve se contará con esos medicamentos especializados porque ya encontraron un laboratorio en Japón que los producirá específicamente para México.

La Coparmex advirtió hace unos días que desde el año 2019, ha aumentado el desabasto de medicamentos.

Refiere que entre los grupos más afectados están los pacientes con cáncer, especialmente los niños; pacientes con VIH que necesitan antirretrovirales y la población infantil que requiere vacunas.

El sindicato patronal refiere la información recabada por  el Colectivo Cero Desabasto.

En el año 2020, el número de recetas no surtidas de forma efectiva en hospitales públicos se triplicó; superó los 16 millones de casos.

La misma organización identificó que entre el 2019 y el 2020, el 20% de las recetas, es decir 1 de cada 5 recetas no fue surtida de forma completa en la primera ocasión que la presentó el paciente.

En mayor o menor medida, todas las instituciones públicas registran desabasto de medicamentos y en consecuencia observan elevados niveles de recetas no surtidas y de quejas.

Coparmex ubica el origen del desabasto en el sistema de compras consolidadas de medicamentos encabezado por la Secretaría de Hacienda (SHCP) que asumió el control de las contrataciones públicas.

Con el cambio de modelo de compras -advierte la organización patronal- se produjo lo que se quería combatir: falta de transparencia, incremento en las adjudicaciones directas, investigaciones de mercado incompletas, compras con defectos y retrasos en la publicación de las convocatorias que llevaron a cifras récord de claves desiertas.

México Evalúa analizó los números del presupuesto y encontró que el gasto aprobado y no ejecutado aumentó 24% en un mes.

Pasó de 112 mil millones de pesos en abril, a 143 mil millones en mayo. El sector salud es el más afectado con un subejercicio de 42 mil millones de pesos.

El CIEP encontró por su parte que el presupuesto para la población sin seguridad social pasó de 31.8% del gasto total en salud en 2017 a 28.6% en 2021 con el Insabi, la menor proporción desde 2016.

El presupuesto del Insabi no es congruente con el objetivo de cubrir a toda la población sin seguridad social, pues el gasto per cápita para esta población pasa de 3,656 pesos en 2019 a 2,911 pesos en 2021, una contracción del 20.3%.

Son cifras y datos que dejan ver el tamaño de la crisis de salud.

Al tiempo.

marcomaresg@gmail.com

Marco A. Mares

Periodista

Ricos y Poderosos

Ha trabajado ininterrumpidamente en periódicos, revistas, radio, televisión e internet, en los últimos 31 años se ha especializado en negocios, finanzas y economía. Es uno de los tres conductores del programa Alebrijes, Águila o Sol, programa especializado en temas económicos que se transmite por Foro TV.

Lee más de este autor