La industria negra del robo de autos en México arroja cifras muy preocupantes, por no decir que espectaculares.

De acuerdo con la AMIS, el robo de vehículos se incrementó de forma considerable el sexenio pasado.

La industria aseguradora pagó en el 2012 una cantidad cercana a los ¡9,500 millones de pesos!, por siniestros de autos robados.

Y con base en ese dato y considerando que el valor promedio de los autos asegurados robados es más o menos de 160,000 pesos por unidad, la industria aseguradora estima que el valor a nivel nacional del mercado de autos asegurados robados ronda los 35,000 millones de pesos.

De acuerdo con cifras de la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS), que dirige Recaredo Arias, casi medio millón de autos asegurados fueron robados durante el sexenio calderonista.

Tal cantidad representa un aumento de 38.2% en relación al sexenio foxista.

Pero es más preocupante la cifra si se suma la estimación de la cifra negra, es decir, los autos no asegurados, y que da un total calculado entre 250,000 y 270,000 autos robados en un año a nivel nacional.

El parque automotriz de México es de poco más de 32 millones de autos, considerando la reciente corrección que hizo a sus cifras el INEGI.

El dato que tiene la AMIS al cierre del 2011 de autos asegurados es de 8 millones 268,053, cantidad que representa alrededor de 27% del total.

Ese nivel porcentual es muy bajo comparado con otros países.

El punto positivo de la información estadística que dio a conocer la AMIS en torno del robo de autos es que al cierre del 2012 se registró una tendencia a la baja de este delito.

De enero a diciembre del 2012 fueron robados 73,878 vehículos asegurados robados, lo que implica una reducción de 11.7 por ciento.

Tenencia vehicular, golpe a finanzas capitalinas

La reducción del precio tope de los vehículos obligados a pagar Tenencia de 350,000 a 250,000 pesos aumenta el número de propietarios de autos que no pagarán el gravamen en virtud de que se estima que más de 90% de los automovilistas de la ciudad de México no pagará el impuesto.

Sin embargo, la misma medida implicará una pérdida de 4,500 millones de pesos para las arcas de la ciudad de México.

De acuerdo con el secretario de Finanzas del gobierno capitalino, Edgar Amador Zamora, se espera recaudar entre 1,500 y 2,000 millones de pesos para este año, considerando el nuevo precio tope de los vehículos obligados a pagar Tenencia, más las personas morales, más los pagos de tenencias atrasadas.

La intención del gobierno de Miguel Mancera es avanzar en la homologación de las condiciones de cobro de la Tenencia vehicular en la zona metropolitana.

Hay que recordar que desde que se decidió desaparecer la Tenencia como una contribución fiscal federal, cada estado puso sus reglas de manera casuística. El responsable de las finanzas públicas asegura que en el contexto de crisis de sobreendeudamiento que registran varios estados y municipios del país, la ciudad de México, en cambio, observa una situación financiera sana y aceptable.

Los habitantes de la ciudad no tienen por qué preocuparse del curso de las finanzas públicas en el corto y mediano plazo, asevera el flamante funcionario.

Ojalá.

CUENTOS VERAS

La cosa está que arde en Nuevo León. Los poderosos corporativos cumplieron su amenaza e interpusieron amparo en contra del aumento de 50% que propuso a fines del año pasado el gobierno de Rodrigo Medina. El Jefe del Ejecutivo ha dicho que las finanzas públicas de la entidad pasan por un momento difícil y requiere aumentar sus ingresos. Los empresarios, prácticamente de todos los sectores, se oponen al incremento del gravamen. Acusan opacidad y cuentas alegres en el gobierno neoleonés. La cosa está que arde.

Twitter: @marco_mares

[email protected]