El inicio de año suele ser el momento elegido para las buenas resoluciones, y éstas también pueden y deben aplicarse al ámbito financiero. He aquí algunas buenas resoluciones que puede aplicar al mundo de los fondos de inversión.

Invierta de forma selectiva

La primera de ellas es evitar tener una cartera invertida en un número demasiado elevado de fondos (más de 10 fondos tienen poco sentido para el inversionista particular). Los buenos gestores suelen tener carteras concentradas en un número relativamente pequeño de compañías que conocen a la perfección. Intente hacer lo mismo con su cartera de fondos. Lo importante no es la cantidad, sino la calidad.

Quédese con lo mejor ?de su cartera

Si tiene muchos fondos en cartera (más de 10), lo más probable es que posea varios instrumentos de la misma categoría. Salvo en casos muy concretos, los fondos de una misma categoría suelen comportarse de la misma manera, por lo que tener varios, idénticos o casi iguales, no aporta nada a la diversificación de su cartera. Por ello, lo más lógico es comparar esos fondos entre ellos y quedarse con el mejor, considerando aspectos como la rentabilidad obtenida, el riesgo asumido, el estilo de inversión y las comisiones.

Invierta de forma diversificada

Como hemos dicho, no por tener más fondos tendrá usted una cartera más diversificada. En realidad, este término en su cartera no depende del número de los fondos, sino de las propiedades de cada uno de ellos. Otra forma de diversificar sus ahorros es escalonar en el tiempo las compras de participaciones. Nadie le obliga a invertir todo su patrimonio de golpe.

Indéxese

Una forma muy cómoda de invertir es hacerlo a través de un fondo índice. Una de las grandes ventajas de ellos, además de las menores comisiones de gestión y depósito, es que ofrecen al inversionista una exposición global de un determinado mercado. El inversionista que elija este tipo de instrumentos no deberá preocuparse por los eventuales cambios de gestor, como tampoco deberá estar muy atento a las posibles modificaciones que puedan realizarse en la estrategia de gestión.

Evite hacer trading

Hacer trading, es decir, comprar y vender fondos para intentar aprovecharse de las tendencias a corto plazo de los mercados, no es una práctica muy aconsejable a nivel de fondos de inversión. Pretender adivinar o predecir los movimientos de las bolsas o de los tipos de interés es un ejercicio de gran equilibrismo que suele saldarse con pérdidas para la mayoría de los que lo intentan en las más de las ocasiones. Retomando el ejemplo de los mejores gestores de fondos de inversión, otra de los puntos comunes que les caracterizan es su compromiso a largo plazo con los valores o empresas en los que invierten. Siguen fieles a su estrategia de inversión hasta recolectar los frutos de sus decisiones y no suelen saltar de un valor a otro buscando una ganancia rápida. Son conscientes de que las cotizaciones fluctúan mucho más que el valor de las empresas.

* Fernando Luque, editor Morningstar.

[email protected]