Con el cambio de régimen en México, una duda que asalta a muchos ahorradores es si el gobierno de la 4T en algún momento podría tomar los recursos de las afores para financiar sus megaproyectos: el Tren Maya, el sistema aeroportuario, la refinería de Dos Bocas o el Corredor Transístmico.

Es una duda que se plantea, frente al escaso margen presupuestal que tiene el gobierno mexicano, no sólo ahora, sino desde hace muchos años. Ante la decisión del gobierno lopezobradorista de no endeudarse más. Y de cara a la evidente reticencia para aliarse con capitales privados internacionales.

Después de todo, las afores representan una megabolsa de recursos que podría tentar a cualquiera.

Luego de 22 años de operación, el sistema de pensiones que administran las afores acumula los ahorros de los trabajadores en 63.7 millones de cuentas individuales con un total de 3.6 billones de pesos.

Esta cantidad equivale a 15% del Producto Interno Bruto hasta ahora y en 11 años se triplicará para alcanzar los 9.4 billones de pesos, en el año 2030.

El monto de recursos acumulados en el sistema de pensiones privado en México resulta tentador para cualquier gobierno.

La duda

En días pasado, esa misma duda, la plantearon a bocajarro, dos legisladores, una del PRI, Vanessa Rubio, quien fuera subsecretaria de Hacienda, y otro del PAN, Gustavo Madero, al responsable directo del tema en la Secretaría de Hacienda, Carlos Noriega, titular de la Unidad de Seguros, Pensiones y Seguridad Social, y al presidente de la Consar, el órgano regulador del sistema de pensiones, Abraham Vela.

Rubio destacó que se trata del ahorro de los trabajadores y debe blindarse exactamente como eso, como el ahorro de los trabajadores.

Aplaudió que las autoridades consideren al sistema como “sagrado”, pero conminó a que se considere como “sagrado” el ahorro de cada uno de los mexicanos; es propiedad privada, es propiedad individual y no debe considerarse de manera distinta.

El compromiso

Ambos funcionarios, en sus respuestas, aseguraron que el gobierno de Andrés Manuel López Obrador no utilizará los fondos para el retiro de los trabajadores para financiar sus obras prioritarias.

Ese es el compromiso que hicieron públicamente la Secretaría de Hacienda y la Consar.

Los dos manifestaron abiertamente que no van a obligar a las afores a invertir en determinados proyectos o en determinados portafolios, porque atentarían contra la naturaleza del modelo del sistema de pensiones.

Noriega dijo que las autoridades no tienen la facultad para determinar en qué proyectos invierten las afores.

Y recordó que la ley establece topes máximos para evitar que una afore invierta exclusivamente en un único activo o proyecto.

No hay ninguna facultad para que las autoridades dicten la manera cómo las afores pueden invertir; lo más que pueden hacer, como autoridades, es dar información.

Noriega aseveró que serán los inversionistas profesionales, los equipos técnicos de las afores los que tomen las mejores decisiones.

Sin manita de puerco

Vela, por su parte, textualmente dijo: Las afores puede invertir libremente en lo que quieran y obviamente van a terminar invirtiendo en los proyectos que, a juicio de las propias afores y los inversionistas decidan si el proyecto luce rentable y seguro, a menos de que alguien les haga manita de puerco; yo no les voy a hacer manita de puerco, garantizó.

El presidente de Consar señaló que en el pasado sospechó que el gobierno federal le torció el brazo a las afores para que invirtieran en el aeropuerto de Texcoco de la Ciudad de México, que terminó siendo cancelado, pero en esta administración, el gobierno federal y la Consar —destacó— no le vamos a torcer el brazo a nadie para que inviertan en ningún proyecto, ya sea Dos Bocas, Santa Lucía o el Tren Maya.

Así está la duda y ahí está el compromiso de los funcionarios responsables. Sólo falta ver la decisión presidencial. A ver.

ATISBOS

SUSTENTABILIDAD.- Ayer en Nueva York fue entregado el Reporte Global de Desarrollo Sustentable, al secretario general de las Naciones Unidas, António Guterres. Este reporte consigna el avance de la Agenda 2030.

Es un trabajo que realizan 15 especialistas independientes de distintas partes del mundo, entre los que está el exsecretario ejecutivo del Coneval, Gonzalo Hernández Licona.

Habrá que revisarlo para saber qué tan bien o qué tan mal va México.

DESLINDE.- La Comisión Reguladora de Energía se deslindó de las llamativas declaraciones del comisionado José Alfredo Celestinos Isaacs, quien aseguró que el órgano regulador “está cuidando no dar tantos permisos para gasolineras extranjeras porque en un futuro se pretende tener más gasolina producida por Petróleos Mexicanos”.

La CRE emitió un comunicado para aclarar que las opiniones públicas de Celestinos son a título personal y no representan la postura de la institución que a la fecha está en cumplimiento de sus funciones en cuanto al procesamiento de peticiones de permisos de parte de todos los participantes del mercado energético en México. En particular, para el expendio al público de gasolinas y diesel. ¿Así o más clarito?

Marco A. Mares

Periodista

Ricos y Poderosos

Ha trabajado ininterrumpidamente en periódicos, revistas, radio, televisión e internet, en los últimos 31 años se ha especializado en negocios, finanzas y economía. Es uno de los tres conductores del programa Alebrijes, Águila o Sol, programa especializado en temas económicos que se transmite por Foro TV.