La cuarentena musical ha paralizado todos los conciertos en vivo, pero no ha detenido la avalancha de nueva música que semana con semana inunda las vitrinas digitales y espera a un escucha cautivo que decida dedicar un tiempo a una nueva obra musical.

El Mixtape comenzará a dedicar una periódicamente selecciones de nuevos sonidos que puedan interesarle a usted, querido lector.

1. Damu The Fudgemunk, Archie Shepp & Raw Poetic – Ocean Bridges

El legendario saxofonista Archie Shepp entabló una mancuerna colaborativa con su sobrino el productor y rapero Raw Poetic, el productor Damu The Fudgemunk y un grupo de músicos de Washington D.C. para hacer una fusión entre dos de los géneros afroestadounidenses más importantes del siglo XX. En su discografía de seis décadas Shepp ha colaborado con The Last Poets, John Coltrane, Max Roach, Cecil Taylor, Frank Zappa y también ha sido un educador por más de cuatro décadas.

El resultado es Ocean Bridges, un álbum que nos recuerda que el hip hop siempre ha estado intrínsecamente conectado con el jazz y Archie Shepp sigue siendo un activista a través de su música, un apasionado educador y un músico que a sus 83 años continúa explorando nuevos horizontes musicales.

2. Philip Glass – Music for Eight Parts

En la década de 1970 el compositor estadounidense Philip Glass trabajó ocasionalmente como taxista en las calles de Nueva York y también tuvo que vender algunas de sus partituras autografiadas para solventar los gastos de algunas de sus obras maestras como “Einstein on the Beach”. “Music for Eight Parts”, fue compuesta entre 1969 y 1970 e interpretada sólo en un par de ocasiones —una de ellas en el Museo Guggenheim de Nueva York—. Su partitura estuvo perdida hasta que en el 2017 fue adquirida por los editores de Glass.

Lisa Bielawa, compositora y vocalista del Philip Glass Ensemble, actualiza esta pieza para teclados, saxofón y voz y con la colaboración de Michael Riesman, Mick Rossi Andrew Sterman y Peter Hesse, reconstruye una obra que no se había escuchado en más de medio siglo. “Music for Eight Parts” es una pieza que se construye agregando nuevos ritmos sobre las hipnóticas y repetitivas estructuras que caracterizan la obra de Philip Glass.

3. Prince & The Revolution: Live

Prince Rogers Nelson se encontraba en la cumbre del éxito el 30 de marzo de 1985 cuando junto con su grupo, The Revolution, tocó en el Carrier Dome en Syracuse, Nueva York. Around The World In A Day, el álbum sucesor del multipremiado Purple Rain, se lanzaría tres semanas después. Prince tenía un par de sencillos entre las listas del Top 100 de Billboard y por esos días ganó también un Oscar por el tema de “Purple Rain”.

El concierto permaneció resguardado en las bóvedas de Paisley Park y hace unas semanas vio la luz luego de ser digitalizado y lanzado para apoyar la recaudación de donativos para el Fondo de Respuesta de Covid-19 de la Organización Mundial de la Salud. El concierto de dos horas muestra a Prince & The Revolution en la cima de sus poderes musicales y culmina una celestial interpretación de casi 20 minutos de “Purple Rain”.

  • The Magnetic Fields – Quickies
  • Jason Isbell & The 400 Unit - Reunions
  • David Bowie - Liveandwell.com

Sencillos:

  • Haim – Don’t Wanna
  • Badly Drawn Boy – Tony Wilson Said

[email protected]

Antonio Becerril

Coordinador de operaciones de El Economista en línea