Davos, Suiza. Hay una diferencia clara de horario entre la toma de protesta del presidente electo de Estados Unidos, Donald Trump, y el momento en que la élite mundial reunida aquí, en el Foro de Davos, verá el evento.

Aquí, estará feneciendo el encuentro que explícitamente dio la alternativa del liderazgo del comercio mundial a China, mientras en América, el primer presidente proteccionista de la era moderna, en Estados Unidos, tendrá que refrendar con hechos lo que prometio con tweets.

Un antes y un después tan marcado, como el que sedujo a Klaus Shwab, fundador del Foro Económico Mundial, a adelantar unos días el encuentro, para lograr justamente esta coincidencia .

Y como las coincidencias pasan, los líderes que aún queden en el último día de sesiones del Foro de Davos, podrán ver el relevo presidencial de EU, en una pantalla gigante. Lo que no tengo claro, es si habrá una nueva sesión de análisis sobre lo que ahí ocurrirá.

En el medio, los ojos de los inversionistas voltearán hacia México. Que en un estratégico cambio de posición, asegura que no estamos debilitados por las amenazas anti NAFTA, y mantiene el principio de que a un vecino amigable, no se le trata mal.

Durante el tercer día de trabajos del Foro de Davos, 2017, vimos de nuevo al claro fantasma de Trump, rondando los pasillos. Colándose en las sesiones de los banqueros, de los futuristas, de los artistas. De los científicos.

Y a un ministro de finanzas de Alemania, con la más alta experiencia, Wolfgang Shäuble, quien dijo en un panel que esperará paciente a que Trump asuma la presidencia. Después de todo, consideró que no es lo mismo textear decretos en campaña o como presidente electo, que signar consignas como mandatario en funciones.

El Brexit de los banqueros

En otra pista, la Primera ministro de Reino Unido, Theresa May, llegó a la estación de esquí más selectiva de Suiza, para tratar de suavizar las posiciones de los líderes financieros que están en Davos. La tarea no es menor, si recordamos que desde el voto a favor del Brexit, se quedaron volando los bancos globales que por años, hicieron de Londres, el centro financiero más relevante de Europa.

Ellos, los banqueros agraviados, representados por el Presidente de Lloyds, aseguraron que nada más la banca de inversión, aporta 8% al PIB de Reino Unido y que aún así, son ignorados en las negociaciones del Brexit.

Iniquidad genero

En los pasillos principales del Congreso que albergó a tan distinguidos asistentes, era un ir y venir de expertos, tan variado como sus preocupaciones. La Directora Gerente del FMI, Christine Lagarde estuvo por aquí, en un tercer día consecutivo de actividades. Desequilibrios e inequidades, fueron sus temas del 2017.

Ahí estaba también Bill Gates, el fundador de Windows. Más acá, el dueño de Ali Babá Group, Jack Ma. El presidente uruguayo, la cantante Shakira. El actor y filántropo Matt Damon, la Directora de Oxfam Internacional, WinnyByanyma. Todos encarando al frío de los Alpes en una parte del planeta donde aparentemente todo está bajo control. Todo mientras Trump rinde protesta.

De mis apuntes,

Los invito a que me acompañen en esta cobertura del Foro de Davos. Estoy a sus órdenes en mi cuenta de twitter @morales_yoly