El escenario internacional y nacional del mercado de azúcar muestra una sobreoferta. Particularmente, el mercado internacional se encuentra con mayor oferta debido a los siguientes factores: incremento de la producción e inventarios mundiales de azúcar.

De acuerdo con el Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA, por su sigla en inglés), se estima que la producción de azúcar para el periodo 2012/13 sea la más alta de los últimos 10 años y se situé en 172.3 millones de toneladas, lo que representa 162,000 más que el ciclo anterior. Dicho incremento obedece, principalmente, a un repunte en la producción de Brasil (3.7%), China (18.1%), Estados Unidos (4.0%) y México (12.3 por ciento).

Asimismo, se prevé que los inventarios mundiales del edulcorante se incrementen en 5.8% con respecto al volumen del periodo 2011/12 al ubicarse en 38.2 millones de toneladas.

Por su parte, las importaciones del dulce se reducirán en 3.4% respecto del ciclo comercial inmediato anterior, lo cual obedece a una mayor disponibilidad del producto en algunos países importadores, entre los que destacan China, Estados Unidos y la Unión Europea, que concentran 22.4% del comercio mundial.

Lo anterior ha ocasionado una caída de los precios a nivel mundial. De acuerdo con información disponible, los precios internacionales a enero del 2013 se han reducido en 21.7% con respecto al mismo mes del año anterior, y 41.1% en relación con enero del 2011. La perspectiva en el precio internacional para este año apunta hacia una recuperación marginal a finales del 2013, del orden del 1.0% con respecto a enero del 2013. Asimismo, la información indica que durante los primeros meses del 2014 el precio internacional de azúcar mostrará incrementos de hasta 6.0 por ciento.

A nivel nacional, el precio de azúcar refinada en centrales de abasto en enero se cotiza o en 10,451 pesos por tonelada, es decir, una reducción de 29.3% en comparación con lo reportado en igual mes del año anterior. En tanto, el azúcar estándar se cotiza en 8,013 pesos por tonelada, lo que representa una caída de 36.6% en relación con enero del 2012.

De esta forma, es importante el monitoreo de los ingenios azucareros del país y del sector cañero mexicano. Lo anterior permitirá diseñar estrategias para el fomento de la inversión en fábrica que contribuyan a una mejor eficiencia industrial y a la modernización del campo cañero, al incorporar mejores variedades y sistemas de riego eficientes para incrementar su rendimiento.?

*José Ramón Ojeda Ledesma es especialista de la Subdirección de Evaluación de Programas de FIRA. La opinión es del autor y no necesariamente coincide con el punto de vista oficial de FIRA.

[email protected]