El presidente Calderón y su grupo logró mantener la mayoría del Consejo Nacional (2010-2013) electo en la XXI Asamblea Nacional del PAN. El margen en esta ocasión fue menor que el alcanzado hace tres años cuando los calderonistas se hicieron de 70 % de los consejeros.

La fuerza de Calderón, desgastada por las derrotas electorales, no fue la misma que en la Asamblea anterior del 2007, cuando apenas iniciaba su mandato y desde Los Pinos se pudo hacer, con el control del partido.

Los panistas que no pertenecen al grupo de Calderón ahora tuvieron un mayor margen de maniobra y también un mejor desempeño. En contra de lo que se esperaba ha habido un real reacomodo de fuerzas y la diferencia entre unos y otros es ahora muy apretada.

Los gobernadores de Guanajuato, Juan Manuel Oliva, y de Morelos, Marco Antonio Adame, hicieron valer su fuerza y de esta contienda salen fortalecidos como líderes de su partido. Su influencia será mayor en los años por venir.

La posición de Santiago Creel, el tercer Consejero más votado, también mejora y lo mismo ocurre con Manuel Espino, quien fuera Presidente Nacional del PAN. Es evidente que tendrán mayor influencia en los meses que vienen.

Dentro de los calderonistas hubo desacuerdos entre el grupo encabezado por el operador directo de Calderón, Jorge Manzanares, que tenía la consigna de hacer valer la lista de consejeros palomeada por Los Pinos y el de Jordy Herrera, conocido como el sindicato , que reúne a los que fueron cercanos a Juan Camilo Mouriño.

De acuerdo con el diputado Javier Corral, que fue bloqueado en sus intentos de ser Consejero, la maquinaria de Los Pinos no pudo operar como lo hizo en la Asamblea pasada por el desgaste del gobierno y por la presencia de grupos con listas distintas. Una vez que se supo cómo quedaba integrado el Consejo Nacional el presidente del PAN, César Nava, aseguró que en la nueva composición hubo inclusión de todos y eso refleja el ánimo con el que estamos viviendo en el interior del partido .

En su intervención, Calderón habló de la necesidad de recomponer nuestra fuerza y que es la hora de que Acción Nacional despierte y vuelva a unirse como una sola fuerza, que demos la espalda a quienes pretendan dividirnos .

Los 300 nuevos consejeros serán los encargados de elegir en diciembre de este año, una vez que Nava termine su mandato, al nuevo Presidente Nacional del PAN, a los integrantes del Comité Ejecutivo Nacional (CEN) y organizar la contienda interna para elegir al candidato presidencial a las elecciones del 2012. El presidente Calderón y su grupo, si bien retienen la mayoría, quedan en una posición menos favorable de la que gozaban para manejar el partido desde Los Pinos. Ahora les será más difícil sacar adelante lo que ellos quieren y se verán obligados a negociar con otras fuerzas.