El ansiado anuncio que se vendió como inédito y sorprendería’’ quedó en eso del jefe de gobierno Miguel Ángel Mancera de los 28 notables’’ que redactarán’’ el proyecto de la Constitución Política de la Ciudad de México, que se busca esté listo el 5 de febrero del 2017, cuando se cumpla el Centenario de la Carta Magna que ha sido reforma-noseada’’ por una mayoría de neófitos legisladores desde 1917, nada más 696 ocasiones.

Constitución que dio origen al pacto federal y forjo la República, empero, los remedos la han convertido en un bodrio con cambios o reformas en 99 años, para uso de intereses de grupos económicos y políticos de todos los colores, 136 artículos hechos con sentido político’’, 135 de derechos’’ de los mexicanos, no de partidos políticos o gobiernos y uno obligatorio’’ y aplica a la de producto de gallina: el pago de impuestos’’.

Estas pifias y abusos en casi 100 años hacia los mexicanos y ahora los habitantes de la Ciudad de México, ya no defeños’’, es que el encono, enojo y desilusión lleva a preferir candidatos ¿independientes? Que de eso no tienen nada, porque militaron en algún partido ¿Histórico, Rémora, Ubre, Vividor o empresa Familiar? Que provocó desdén y cada vez hay menos participación ciudadana.

Esto de acuerdo a la mesa: Hacia una Nueva Alianza Constitucional para la Ciudad de México’’, realizado por el único diputado del partido Nueva Alianza, que hasta el momento ha sido el primer instituto político que se subió a lo que sigue luego la Reforma Política del Distrito Federal recién publicada por el Ejecutivo Federal bajo el auspicio del legislador Juan Gabriel Corchado Acevedo.

Donde surgió el primero epíteto: ¡Es una jalada! Pero la propuesta de revocación de mandato’’ que han hecho partidos políticos y ciudadanos afectados en una ciudad pluricultural, progresista y de derechos consolidados’’ como definió el jefe de gobierno a la capital y en el foro aliancista de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF), se escuchó ¡¡¡Esos son. Esos son. Los que chingan la nación!!! Es muestra del alejamiento ciudadano participativo.

Mancera Espinosa presentó al Club de Súper-Amigos’’, Perdón: Grupo de Trabajo’’ para la redacción del Proyecto de Constitución Política de la Ciudad de México, algunos sin tacha en la academia, ciencia, cultura, espectáculos y juristas, quienes no van a redactar’’ nada, solo opinarán, el que sí lo ¿hará? será el Consejero Jurídico y de Servicios Legales, Manuel Granados Covarrubias.

Un abogado del Club de Amigos’’ de Mancera Espinosa, quien en la pasado VI Legislatura, tampoco redacto enmiendas o iniciativas sino sus asesores’’ que heredaron más bodrios como la Ley de Protección a Defensores de Derechos Humanos y ¡A creo que de Periodistas!, urbanidad, movilidad, hoy Granados Covarrubias es el Secretario Técnico del Grupo de Trabajo, que luego pondrá en manos de los flamantes integrantes del Congreso Constituyente’’.

Vamos por quienes Mancera Espinosa confío que darán ideas frescas’’ para construir el andamiaje jurídico que adelanta será un referente para una reforma mayor en el país, que puede ser un referente para la Constitución de México o para otras constituciones de la República , de ese tamaño es la confianza del presidenciable.

Sin menoscabo y sin restar méritos quienes soplarán’’ al oído de Granados Covarrubias son: Miguel Gerónimo Barbosa Huerta, Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano, Lol Kin Castañeda Badillo, María Leoba Castañeda Rivas, Miguel Concha Malo, Carlos Cruz Santiago, Alejandro de Jesús Encinas Rodríguez, Enrique Fernández Fassnacht, Aidé García Hernández, Juan Luis González Alcántara Carrancá, Mónica González Contró, Clara Jusidman Rapoport, Marta Lamas Encabo;

María Guadalupe Loaeza Tovar, Ana Laura Magaloni Kerpel, Ifigenia Martha Martínez y Hernández, Mauricio Merino Huerta, Porfirio Alejandro Muñoz Ledo y Lazo de la Vega, Loretta Ortiz Ahlf, Enrique Ortiz Flores, Ariel Rodríguez Kuri, María de Lourdes Rojo e Incháustegui, Pedro Salazar Ugarte, Gustavo Ramón Sánchez Martínez, Martha Sánchez Néstor, Francisco Valdés Ugalde, Juan Luis Villoro Ruiz y Alicia Ziccardi Contigiani.

COMMODATO

La secretaría Ejecutiva la encabeza Rogelio Muñiz Toledo, quien será el segundo de a bordo después de Mancera Espinosa, además un grupo de asesores externos’’, esos sí con calidad técnica, coordinado por el exsecretario de Estado y exrector de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Juan Ramón de la Fuente Ramírez.