Telmex, de Carlos Slim, se ha autoimpuesto un desafío: traducir el exceso de información en conocimiento en favor de todas las empresas. El propósito lo resume Isidoro Ambe Attar, director comercial de Telmex.

El sector empresarial en todos sus tamaños, desde los corporativos hasta las pequeñas y medianas empresas, es el objetivo.

La intención es ofrecerles servicios que difícilmente podrían tener por y para cada una de ellas, con inversiones propias.

Se trata del lanzamiento y mejoría de una serie de servicios de tecnología y comunicaciones para las empresas con trajes hechos a la medida para cada uno de los segmentos con alternativas de pago diversas.

De la boutique al supermercado

Con la gama de servicios que se lanza, el concepto pasa de lo que fue una especie de boutique especializada en clientes de alto nivel a un concepto de supermercado que ofrece los servicios existentes y otros más a todos los segmentos de consumidores empresariales. Es prácticamente un supermercado que oferta toda clase de posibilidades de comunicación interna, externa e internacional entre las empresas -punto a punto o multipunto-, sus ejecutivos y empleados.

Implica el desvanecimiento de las fronteras físicas para alcanzar la mayor de las posibilidades de comunicación en beneficio de la productividad y el ahorro de las empresas.

Comunicación: todas las vías

Van desde servicios de telefonía IP, mensajería unificada, movilidad, presencia, colaboración vía web y conferencia, administrada por expertos y accesible por medio del pago de una renta mensual por usuario o por sitio.

Pasando por el primer sistema de telefonía 100% IP, dirigido a pequeñas y medianas empresas, desde ocho hasta 100 usuarios que les permitirá contar con funcionalidades de colaboración avanzada, similar al de las grandes empresas, tales como presencia, integración de buzón de voz con correo electrónico, smartphones, entre otras, hasta servicios de conferencia web, un servicio integrado de colaboración ofrecido vía Internet, con lo que Telmex se coloca como el primer proveedor de servicios avanzados en telecomunicaciones en México. Con este servicio, los usuarios podrán participar en llamadas telefónicas de diferentes puntos geográficos con acceso desde cualquier tipo de teléfono: fijo, celular o público y desde cualquier tipo de dispositivo: PC, Mac, iPad, entre otros.

La integración de funcionalidades de web, como son la mensajería instantánea y el video, agrega un componente visual a la conferencia, lo que permite a los participantes colaborar, en tiempo real, compartiendo documentos o el desktop, hasta bloquear o silenciar a participantes no deseados o ruidosos durante la conferencia.

Telepresencia, un brinco al futuro

La gama de servicios empresariales llega hasta la extensión de una red de 60 salas de telepresencia que serán instaladas en cada uno de los estados de la República Mexicana y otro tanto en cada uno de los países en los que tiene presencia Telmex en Centro y Sudamérica. La inversión estimada podría alcanzar un total de 300 millones de dólares.

Ayer, Telmex echó un vistazo al futuro desde el piso 22 de la flamante torre de Telmex, en Plaza Carso.

Ahí mostró en vivo y en directo un ejemplo de la telepresencia, la versión más sofisticada de una teleconferencia.

Es la modalidad de comunicación visual y auditiva a larga distancia más cercana a la realidad. Es una conexión en 50 megas desde una sala en la ciudad de México conectada con San José California, Estados Unidos.

Telmex, con su aliado tecnológico Cisco, aumentará su oferta de servicios de clase mundial en Tecnologías de la Información y Comunicaciones, asevera Ambe Attar.

Se trata de una solución de comunicaciones unificadas de Cisco, WebEx y TelePresencia que estarán disponibles a nivel nacional a partir del próximo 30 de agosto en México y posteriormente en América Latina.

Telmex le apuesta al futuro, al mercado empresarial y pasa del servicio boutique al supermercado de las tecnologías y comunicaciones.

CUENTOS VERAS

Roberto González Barrera, el mandamás de Gruma, volvió a tomar la mejor oportunidad del mercado. Liquidó anticipadamente un crédito con Bancomext por 3,367 millones de pesos y concluye negociaciones de tres créditos a largo plazo a tasas sustancialmente menores con lo que logra ahorrar 72 millones de dólares en sus gastos financieros. ¡Vaya!