Factores positivos y negativos se combinan en una balanza que mantiene un equilibrio perverso basado en incertidumbre que genera falta de convicción. Los retornos de los mercados para lo que va corrido del año no reflejan la tensión y errática tendencia que los han caracterizado durante el 2012. Las acciones de Estados Unidos rentaron casi 15% entre enero y septiembre, período para el cual los retornos de las acciones europeas registran una rentabilidad de 8% y las de mercados emergentes de más de 9%(1). Como ya lo hemos mencionado, la volatilidad se ha mantenido en rangos más que razonables.

Los bajos volúmenes transados delatan el ánimo predominante y retornos positivos de los safe heavens o refugios, como los bonos del Tesoro americano, los Bunds alemanes y papeles con grado de inversión y de dos dígitos de la renta variable emergente que goza de sólidos fundamentos y de high yield norteamericano, en un momento en el que las compañías gozan de una salud óptima, reflejan la búsqueda, ya sea de seguridad o de rendimiento con "el menor riesgo posible".

Tell me (hasta) cuándo, cuándo, cuándo(2)

La incertidumbre tiene origen en la política y eso lo venimos analizando, y describiendo hace más de un año. Se acercan las elecciones presidenciales en Estados Unidos y el debate político está en su auge, también habrá cambios de liderazgo en China en noviembre y en Europa tenemos y tendremos más de lo mismo. El ruido -por lo tanto- va a seguir y los precios tendrían incorporado esto y escenarios más bien pesimistas, a pesar de las alzas recientes, de las cuales han sacado provecho pocos.

En Estados Unidos es prácticamente imposible que se anuncien decisiones en torno a temas económicos hasta después de las elecciones del próximo 6 de noviembre. Existirían acuerdos bipartidistas no públicos, liderados por grupos relevantes de los partidos Demócrata y Republicano, que no verán la luz hasta que no esté definido el ganador de las elecciones. Un tema relevante a considerar en este sentido es la fortaleza o debilidad que logre la facción ultra conservadora del partido Republicano llamada Tea Party.

La pérdida de poder de esta facción sería un facilitador de acuerdos, ya que hay mucha reacción contraria al extremismo, de cualquier tipo. Fue por el Tea Party, sumado a la obsesión de sacar adelante el Obamacare (3) que no se ha logrado ningún acuerdo y a causa de una dinámica mutua entre republicanos y demócratas de "propongan algo para oponernos" que ha paralizado al país en muchos ámbitos, entre los más relevantes llegar a soluciones para el grave problema fiscal de los Estados Unidos, haciendo frente al débil crecimiento que enfrenta actualmente.

¿A qué se llegaría finalmente? Ambos partidos están de acuerdo en una reforma impositiva que lleve a una estructura más justa relativo a lo que pagan las personas de mayores y menores ingresos. Hay diferencia en la manera de lograrlo entre los dos partidos. Sin embargo, estaría en carpeta una propuesta del partido republicano, que si bien propone una reducción general de 20% en los impuestos, su esencia se basa en la eliminación y cambios a programas de exenciones tributarias relacionadas a las donaciones, el sistema de pensiones IRA, 401k, entre otros, con lo que se lograría aumentar significativamente la carga impositiva de las personas de mayores ingresos y se llegaría a los mismos objetivos que plantean los demócratas.

La buena noticia respecto de lo anterior, es que los demócratas no han emitido opinión contraria, como ha sido la tónica. Se deberán conocer detalles luego que sea oficialmente presentado, lo cual no sucedería antes de conocer los resultados de las elecciones.

Además su implementación, que llevaría cortes en gastos y el plan per se sería pro-crecimiento, ya que aumentaría el ingreso disponible de la clase media, demoraría al menos seis meses y hasta años, pues deberá ser dado a conocer en detalle, discutido y aprobado por el Congreso, pero una vez que se perciba consenso, el gran problema que aqueja hoy, la falta de confianza, iría disipándose.

Respecto de quién sería el ganador -Obama o Romney- y los efectos, en el mediano y largo plazo, daría lo mismo. Es altamente probable que en tres meses la situación sea mejor en Estados Unidos y en el mundo de hoy. Y que cuando se despeje la incertidumbre, la inmensa liquidez inyectada por los QEs (tema de amplia discusión reciente) comience a circular. El estímulo monetario no es suficiente, pero parece necesario en el poco alentador escenario actual de las economías desarrolladas.

Si un gobierno nuevo en Estados Unidos desarrolla un programa de impulso a los créditos hipotecarios (que vaya revirtiendo la pérdida de activos de las personas cuyas viviendas valen menos que el precio a las que se endeudaron para comprarlas), se invierte en renovar la infraestructura de un país que envejece y si el gas de esquisto (shale gas) se desarrolla como una fuente nueva de energía barata y se logra "ecologizar", sería posible que ese país retome en el largo plazo tasas de crecimiento de 4%.

There´s a feeling I get, when I look to the West, and my spirit is crying for leaving (4)

Esta vez sí volteamos la mirada hacia China, encabezando a los "ejemplares" emergentes, no es tanto "consuelo". Porque también el gigante asiático está en medio de un proceso de pronto cambio en el gobierno. El partido tendrá desde noviembre un nuevo presidente, se anunciarán planes y otras novedades. Una vez más, el ruido político, que se sumó al riesgo del "aterrizaje forzoso" de la economía china,de dudas sobre las cifras económicas, de discusiones en torno a un exceso en las inversiones.

En este caso, las perspectivas de mediano plazo también son de una mejora. China es un país rico en reservas y altísimo nivel de ahorro, con campo para seguir creciendo (quizás no a ritmo de dos dígitos pero sí alrededor de 7 a 8%, lo que en términos absolutos es un enorme soporte a la economía mundial). Las autoridades económicas tienen el poder y herramientas para acelerar (o frenar) la economía. Un aterrizaje forzoso de China sería muy grave, pondría en alto riesgo la estabilidad del partido comunista en el poder y las autoridades estarían conscientes de ello y de que el desarrollo y rebalanceo de su economía debe seguir adelante.

La historia de crecimiento y desarrollo de China y su creciente importancia en la economía global, que arrastra consigo a sus pares de la región, a América Latina, en un contexto de recesión en Europa y pobre crecimiento en Estados Unidos y Japón no está exenta de riesgo; sin embargo, las mayores probabilidades actualmente apuntan a un escenario moderadamente positivo.

Todos esperan, o desean que las autoridades económicas chinas den partida a nuevos estímulos económicos y los cambios políticos serían la razón de la "demora"; no obstante, también hay que considerar que el viraje de la economía desde una base netamente exportadora hacia un mayor consumo como driver del PIB implica monitorear el boom de la inversión (45% del PIB) y una desaceleración controlada del consumo que evite el sobrecalentamiento de la economía.

América Latina...piso en la región, más vegetal del viento y de la luz...(5)

El rezago de los retornos en las bolsas latinoamericanas en lo que va corrido del año refleja que las acciones de la región han sido y seguirían siendo en el corto plazo (hasta que se despeje la incertidumbre) activos de riesgo. El caso de Brasil, en el que luego de crecer más de 7%, los cuellos de botella estructurales hicieron patente que el gigante regional no es capaz de crecer sin sobrecalentarse y termina volviendo a las tasas de aumento del PIB de largo plazo de alrededor de 2 por ciento.

La buena noticia en este ámbito es que la presidenta Dilma Rouseff, ha "tomado nota" y ha dado a conocer que se tomarán medidas para enfocar el estímulo hacia una mayor inversión, el mundial de fútbol y las olimpiadas que se llevarán a cabo en dicho país podrían ser un catalizador para que los anuncios se concreten en un tiempo razonable.

México ha sido fuente de buenas noticias, desde el punto de vista externo e interno. Peña Nieto parece decidido a tomar medidas a favor del crecimiento (reforma laboral en trámite) y una mayor estabilidad social (narcoterrorismo), lo que si bien sería ilusorio que va a solucionar los problemas de fondo en el mediano plazo, generaría un ambiente más amigable y menores "decibeles" de ruido económico, social y político.

En el ámbito externo, una menor incertidumbre en Estados Unidos, crecimiento decente y la recuperación de competitividad respecto de China también darían un impulso a este país.

La región Andina (Chile, Colombia y Perú), se consolida como un nuevo bloque de inversión para inversionistas internacionales, basado no solamente en su abundancia de recursos naturales, sino más bien en el potencial de la demanda interna y el surgimiento de una nueva clase media. Otro favorable factor es la conducción responsable de la política fiscal y monetaria, lo que ha generado una estabilidad inédita en la región.

No te eches a morir que lo monetario (QE) no es el fin...Y si está nublado el sol va a salir (solución a problemas fiscales y crecimiento) (6)

Es muy poco probable que el escenario global sea mejor dentro de tres meses. La economía global se desacelera pero sigue creciendo (salvo Europa), las valorizaciones lucen indiscutiblemente atractivas, los dividend yields están en máximos históricos, la renta fija simplemente "no da nada" y hay una "montaña" de liquidez disponible. Estas tres variables llevarían -técnicamente- a favorecer las acciones sobre la renta fija.

Sin embargo, prevalece una alta incertidumbre desde hace casi dos años, acompañada de desconfianza y falta de convicción producto de ruidos políticos en prácticamente todo el mundo (a lo mencionado antes se pueden agregar los conflictos geopolíticos relacionados a la Primavera Árabe). Por ello, nos mantenemos cautelosos y neutrales en la asignación de activos en acciones y renta fija, con miras a un aumento de riesgo más adelante en la medida que se despeje la incertidumbre.

(1) Retornos medidos por los índices MSCI correspondientes.

(2) Adaptación del nombre de la canción del cantante británico Engelbert Humperdinck.

(3) Ley de salud relativa a la protección de los pacientes que generó controversia en torno a cuán efectiva será en lograr sus objetivos.

(4) "Hay un sentimiento que me toma cuando miro hacia el Oeste y mi espíritu llora por marcharme". Frase de la canción Stairway to Heaven del grupo británico Led Zeppelin.

(5) Frase de la canción sobre América Latina (Canción con todos) de la cantante argentina Mercedes Sosa.

(6) Adaptación de una frase de la Canción Arriba la vida del grupo Hip Hop Cronic-k.

* "El euro es irreversible" frase de Mario Draghi escrita al revés.

[email protected]