Ni por inercia, me atrevo a criticar esfuerzo de tropas del Ejército, Fuerza Aérea e Infantes de Marina, en la lucha contra el narcotráfico. Son los únicos, que sostienen la endeble, podrida y corrompida, estructura de Instituciones, que con el cambio democrático en la llegada del PAN, se intentó refundar. No se logró, por desgracia.

La detención de los generales, Tomás Ángeles Dauahare, en retiro y en funciones Roberto Dawe González, son un ejemplo, que todo está podrido y el tumor canceroso’’ del diagnosticó, del licenciado en derecho, convertido en doctor y presidente, Felipe Calderón Hinojosa, está permeando en tropa, mandos medios y alto rango.

Esperemos, que la captura del general en retiro, Ángeles Dahuare, quien ocupó el segundo cargo de mayor importancia en la Secretaría de la Defensa Nacional (SEDENA) hasta 2008, no sea, una persecución política.

Allá vamos. La semana pasada, Ángeles Dahuare, se reunió con un grupo de generales retirados del Estado Mayor y exintegrantes del Centro Nacional de Seguridad Nacional (CISEN), con el candidato a la presidencia de la República del PRI y PVEM, Enrique Peña Nieto en San Luis Potosí.

Candidato presidencial, que después. Se le ocurrió decir, como uno sus compromisos futuros, de llegar a los Pinos, crearía la Gendarmería Nacional’’. Idea diferente a la propuesta de La Jefa’’, Josefina Vázquez Mota, quien puso nombre y apellido, para abatir lo que padecemos: una La Policía Nacional’’.

La postulante del Partido Acción Nacional (PAN), que no tiene empacho de provocar a los mañosos’’ de Tamaulipas y Nuevo León, por decir que sacará a Los Zetas de esas entidades. Sí es temeraria.

Claro. No dijo más La Jefa’’ de otras organizaciones que operan ahí, como son la gente del capo Joaquín El Chapo’’ Guzmán, quien se fugó en enero del 2001 de Puente Grande, durante el primer gobierno blanquiazul de Vicente Fox.

¿Coincidencia?

El diagnóstico de cansancio y contaminación, no es de un candidato, sino estudios de las mismas dependencias de SEDENA y SEMAR, ante consignaciones completas de los suyos, como el 65 Batallón de Infantería de Guamúchil, Sinaloa o la Guarnición de Nuevo Laredo, Tamaulipas, completos, simplemente ser una red de protección de bandas del narcotráfico.

Entre detenidos hay, sargentos, tenientes, capitanes, generales en retiro y ahora, según la Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada (SIEDO), hasta generales en activo, como Roberto Dawe González.

El martes por la noche, la SEDENA, emitió un comunicado donde daba parte de la detención de su exsubsecretario, nada más. No mencionó al otro general en activo. Fue la PGR, que más tarde, emitió un párrafo, dando el nombre de Dawe González.

Por nada pensamos encubrimiento de SEDENA, sino evitar una vergüenza mayor.

Comentaremos que hace unos 20 días, su servidor, tuvo la oportunidad y privilegio de reunirse con personal, dignamente representado de la Sección Séptima de la SEDENA, que es inteligencia militar’’, aún lado de sude principal.

Se nos comentó claramente, que del 2000 a la fecha, los enviaron a realizar acciones que no les corresponden, sino que son obligación de la Policía Federal, adscrita a la Secretaría de Seguridad Pública (SSPF), que comanda, Genaro García Luna.

Ese funcionario que incluso, por sus espectaculares presentaciones, desencadenó un grave problema diplomático con Francia, por la detención de la gala, Florence Cassez y también, copartícipe de risas en una presentación Prime Time’’ de Edgar Valdez Villarreal La Barbie’’, que no fue como la escenificaron.

Y hasta hoy, García Luna, en su paso por CISEN, Policía Federal Preventiva (PFP) y luego, capo fundador de la Agencia Federal de Investigación (AFI), eliminó la antigua Policía Judicial Federal (PJF), para después ir a la PFP y cambiar nombre, además de fundar la Policía Federal.

COMMODATO

Y van por otros militares. Tarde y noche de ayer, las fuerzas del Ejército manosearon inmuebles de la colonia Estrella. Espero que no vayan por su servidor. Vivo al lado.

Esta noche si veo verdes y blancos. Mejor no llegó. Porque me traerán a la SIEDO, para confesar, aún siendo ratón, que soy, elefante, como aplicó con los capos que ellos llevaron a prisión.