La semana pasada hablábamos sobre el espectacular crecimiento que la industria de los videojuegos obtuvo durante el 2020 en el mercado norteamericano. De manera paralela, en México durante el año pasado los servicios audiovisuales bajo demanda SVOD incrementaron su penetración en el mercado mexicano, llegando a los 11.1 millones de suscriptores, teniendo un crecimiento anual de 18.2 por ciento.

De acuerdo a Gonzalo Rojón en su columna publicada en El Heraldo de México, Netflix conserva una cómoda supremacía en el mercado con 74.6%, seguido de Amazon Prime Video con 8.5%, Disney+ con 5.3% y HBO GO con 4.0 por ciento.

Otro rasgo interesante que menciona Rojón sobre el mismo mercado es que en 2020 el número de usuarios que tenía dos o más plataformas aumentó de 15% a 23 por ciento.

Sin lugar a dudas, este aumento en el plataformas por hogar es una clara señal del dinamismo en el mercado, promovido no solo por un aumento en número de plataformas sino también en la competencia en precios o paquetes para los suscriptores.

La batalla por el presupuesto de los hogares para estos servicios ha generado una interesante oferta de servicios y de contenido por parte de los participantes. Los ejemplos más recientes son el de HBO Max con su reciente lanzamiento al mercado y Disney+, la cual añadirá una plataforma adicional para contenido dirigido al público adulto llamada Star+. Esta última ofrecerá contenidos de grandes productoras como 20th Century Studios, Searchlight, ABC, Freeform, FX y Hulu, además tendrá una diferenciación adicional respecto a cualquier otra plataforma en el mercado pues incluirá deportes en vivo y bajo demanda, a través de ESPN.

Es muy factible que en lo que resta del año sigamos observando dinamismo en la industria. Se abren oportunidades para segmentos de mercado especializado como aficionados al deporte, a cine de arte o a niños. De igual manera los gigantes de la industria como el caso de Netflix o de Disney siguen ofreciendo más y mejor contenido que aumenta la calidad de experiencia de los usuarios.

De igual manera otras industrias complementarias de las plataformas como son los fabricantes de pantallas o los proveedores de datos incrementan la capacidad de su oferta tanto en calidad como en cantidad para garantizar mejores experiencias. Es así que los fabricantes de pantallas han logrado aumentar la resolución brindando una nitidez de imagen y calidad de sonido infinitamente mejor que hace solo unos cuantos años.

Si bien la pandemia ha generado una crisis sanitaria, económica, social, educativa y comercial de consecuencias aún por verse y vivirse, también ha propiciado el crecimiento en el mundo del entretenimiento y la digitalización. 

Antonio Aja

Columnista

Showbiz

Lee más de este autor