Carrusel

El tránsito del paquete económico por el Senado despertó el morbo de propios y extraños. Era un toro complicado para Ricardo Monreal, en particular por el debate en torno a la Miscelánea Fiscal. Había dudas de cómo le iría al zacatecano en su doble papel de operador político y precandidato a la grande. Para como están las cosas, la cornada podría venir hasta de un toro de la misma cuadra morenista. Fue una jornada larga, pero sin sobresaltos. El paquete económico pasó sin cambios. El torero salió ileso y con una oreja en la mano.

Rehilete

Y hablando de faenas, el director de Pemex Octavio Romero también tuvo su encierro con los legisladores. Ante ellos, no dejó pasar la oportunidad para platicarles que la administración anterior de la petrolera (léase Lozoya) entregaba 1,200 mdp a la dirigencia del sindicato, el cual no estaba obligado a informar en qué los gastó.