Algo pasa en México que hasta la tragedia de Torreón dividió opiniones, las redes sociales se dieron vuelo acusando a las autoridades estatales y federales de no proteger a los menores, quien se llevó la nota fue el periodista Álvaro Delgado, señalando que el menor homicida nació bajo un contexto de violencia propiciado por la guerra iniciada por el gobierno de Felipe Calderón.

Muy lamentable es la tragedia, donde un menor mató a su maestra e hirió a cinco personas más, entre ellas cuatro menores de edad, para posteriormente de suicidarse.

Los cierto es que más allá de la guerra de acusaciones resulta relevante seguirle a la pista a las armas. ¿Cómo es posible que un menor de edad tuvo acceso a dos armas? Todos sabemos que las fronteras de México son porosas, los datos oficiales indican que cada año se ingresan de manera ilegal 200,000 armas.

En Torreón los más fétido de las patologías sociales se conjuntaron. La complicidad impunidad de quienes participan en el contrabando de armas, parece no ser una prioridad para las autoridades, que decidieron enfocar sus estrategias a la reconstrucción del tejido social y en buscar la justicia transicional. Es de decir el perdón y el olvido.

El veredicto en la tragedia de Torreón ya fue dado por Fuenteovejuna: todos somos culpables, sociedad, autoridades, familias, la comunidad escolar, los medios de comunicación, las organizaciones de la sociedad civil y las redes sociales, no hemos logrado proteger a los menores que se encuentran a merced de la violencia, las drogas y la pobreza. Hay mucho que aprender sobre esta tragedia sus orígenes y patologías sociales.

Por lo pronto lo más importante es proteger a las víctimas y sus familiares para que pronto recobren la tranquilidad en sus vidas.

Querido lector, más que acusaciones necesitamos solidaridad con las víctimas y la inteligencia para aislar a los menores de la violencia.

Palabras llanas

Habrá que ver hasta dónde llega el esfuerzo del gobierno por respetar la presunción de inocencia. En el pleito entre el Fiscal General de la República Alejandro Gertz Manero y Santiago Nieto Castillo, titular de la UIF, sin lugar a duda la Fiscalía lleva la batuta, expedientes mal armados que violentan los derechos humanos harán fracasar la estrategia del gobierno mexicano. Se fue la primera semana del año, el regreso a la anormalidad citadina fue caótico. Paciencia querido lector.

Eliseo Rosales Ávalos

Abogado

Los mismos de siempre

Politólogo y abogado, académico, columnista, presidente de ciudadanos sin partido y orgulloso mexicano.