La primera alternancia vino a fortalecer el federalismo, lo cual fortaleció las soberanías estatales, y, el resultado ha sido lo que la ONG “México Evalúa” ha calificado como un federalismo descoyuntado, lo cual significa en cristiano que los gobernadores hacen lo que quieren.

Ahora en la tercera alternancia, tal parece que el nuevo gobierno se dispone a ajustar el actual modelo de federalismo, a juzgar por los dichos de la “designada” Secretaria de Gobernación Olga Sánchez Cordero.

Afirma que al asumir en Bucareli no sólo tratará con los Ejecutivos Estatales, también con los poderes legislativos y judiciales. Un giro a la relación que, un mal pensado interpreta como que una manera indirecta de ejercer control sobre los gobernadores.

El enredado relevo en el PAN

El PAN, evidentemente, habrá de evaluar lo realizado durante la campaña que perdió ante Morena, evaluación que, estatutariamente incluye el velero del dirigente nacional actual, el anayista Damián Zepeda.

Las declaraciones de Zepeda conducen a concluir que los anayistas no soltarán el control del CEN, ni de los comités estatales del PAN.

Rechazó Zepeda que los gobernadores panistas pretendan influir en los procesos del partido.

Ese es un despropósito anayista, porque para cualquier partido, el PAN incluido, los gobernadores son un gran capital político. Y luego se preguntan los anayistas porque perdieron.

Ganó el México profundo, afirman

El respetado y respetable historiador Lorenzo Meyer afirma que el triunfo de López Obrador y Morena es el triunfo del México profundo, aquel sobre el cual escribiera el gran antropólogo Guillermo Bonfil en “La civilización negada”.

Dice don Lorenzo que “así la nación profunda vuelve a romper el círculo de hierro que las élites han construido alrededor de la Presidencia a partid del fin del cardenismo.

Es posible, pero al gran historiador le faltó recordar aquella cita de don Guillermo Bonfil, en la cual afirma que “el México profundo es también profundamente conservador”.

NOTAS EN REMOLINO

La renuncia del director de Seguridad Pública de CDMX Hiram Almeida crea un vacío, pues la corporación no puede funcionar en piloto automático. Quizá sea la oportunidad para que Claudia Sheinbaum, una vez declarada gobernadora electa, escoja su jefe de policía... El próximo Congreso, de aplastante mayoría morenista bien podría allanar el camino al plan de seguridad si aprueban una enérgica ley que castigue duramente la portación de armas... ¿Desaparece el Cisen? Quizá, aunque parece que sólo tendrá otro nombre: Coordinación Nacional de Inteligencia... Parece que la academia de El Colegio de México tendrá preeminencia el próximo sexenio... Alguien me recordó una vieja anécdota. Le preguntaron el ex presidente Lázaro Cárdenas por qué no impulsaba a su hijo Cuauhtémoc a la política. Respondió: “en política hay que ser muy dúctil, y él es muy necio” ... Lo dicho, las cotidianas entrevistas son algo así como exámenes a los miembros del “gabinete” de Andrés Manuel López Obrador, están siendo sometidos a riguroso escrutinio. Las entrevistas del electo senador Héctor Vasconcelos, una vez revisadas, indujeron el nombramiento de Marcelo Ebrard a Relaciones Exteriores...

José Fonseca

Periodista Político

Café Político