Que sean los niños de hoy que pongan los candados a los que llegaran y que vean a sus padres cómo están ante las promesas.

Dolió y mucho al Poder Judicial local y federal, la expresión que hay jueces corruptos’’. El presidente Felipe Calderón se aventó el tiro. Recordó que políticos, policías y militares han sido acusados en su administración por ser malos servidores públicos.

El problema es que lo hizo en la semana de los niños’’. Que él incluso echo andar la semana pasada. Los que ya crecieron y dejaron de ser niños le preguntaron.

En la guerra declarada por el Presidente al narcotráfico y crimen organizado, se sabía que tendría costos’’. No se habló de colaterales’’, ahora que van casi 100 infantes y adolescentes muertos, Calderón los lamenta y sufre, pero no hay explicación alguna.

Eso lo asumió en Monterrey, Nuevo León, no Ciudad Juárez, Chihuahua. Éste último donde hay más muertos que en el primero, en el segundo y el tercero (claro Estado).

Empero, de seguir como va, no se sabe.

La mala es que el trompo’’ de la violencia sigue girando e igual se mueve de Michoacán a Guerrero, Sinaloa, Durando, Baja California Norte y demás, pero no a Yucatán, estado libre y soberano y limpio de muertes violentas.

Será que en la blanca Mérida o la tierra del Mayab ¿Sí saben cómo?

Vamos, los impartidores de justicia en los 31 Estados y Distrito Federal en todos ámbitos de impartición de justicia: laboral, administrativo, civil o penal, pensaron que ya no tienen que pedir recibos para esto y para aquello’’ del quejoso, víctima o promovente, pero no para impartir justicia y mandar a Tesorería a requerir el recibo’’.

Esa es la escalera. La no que no se toca, porque es y todo mundo quiere que siga el sistema’’. ¿Entonces cómo hacerle?

El Presidente lo dijo: hay jueces corruptos’’.

Hirió egos, no conciencias. Pero hubo algunos que si han sido amenazados no por cualquier ciudadano, sino por los que están en la Red del Crimen Organizado y la violencia: los Cárteles.

Si los policías estiman que no hay mas que: Plata o Plomo’’. Es ya una frase que se usa para evadir cualquier responsabilidad. Dónde están esos policías que decían: Tú trabaja, pero si te topo, entonces no hay fijón te vas a la Cana’’.

Nadie duda de la buena voluntad de Felipe Calderón. Pero vamos por pasos.

¿Sus policías responden? Cuando los han capturado extorsionando donde ellos pidieron estar solos: Ciudad Juárez. Los militares se fueron como el perro con el rabo entre las patas.

COMMODATO

El jefe del Ejecutivo tiene todo un reto. Que asumió en diciembre del 2006, cambiar al país con lo que le dejó su antecesor.

La interrogante de todo buen mexicano es que no se canse y siga. Pero no diga: lo intente, no pude’’. Todo buen ciudadano espera que funcione su estrategia, nadie vota por la derrota, eso es lo que debe entender, ni siquiera los malos deseos lo imaginan.

La búsqueda es: ¿Quién será? El bravo, los integrantes del Salón de la Justicia: Fernando Gómez Mont, Francisco Saynez Mendoza, Guillermo Galván Galván, Genaro García Luna o pedimos a San Judas Tadeo.

También esperamos’’ como él, que en una página de los medios de comunicación se diga lo bueno y del otro lado lo malo. El Presidente no ha dicho cómo hacer. Solo planteo ideas.

Ahora tiene el trompo’’ en la uña.

Vamos todos, que nadie se raje. Todos somos México.