Con buena salud y mucho optimismo llega la banca a su cumbre anual.

Llega a la 82 Convención Bancaria, con un nuevo gobierno que declaró la muerte oficial del neoliberalismo.

Los banqueros han evitado la confrontación y han preferido cooperar con los planes de inclusión financiera oficiales.

Los intermediarios financieros en general y en particular los banqueros han preferido construir a partir de una buena relación con el gobierno de Andrés Manuel López Obrador.

El reto

Ello, a pesar del severo embate de que ha sido objeto, en términos genéricos, la banca mexicana, con la iniciativa de ley que —todavía no prospera y a pesar de que no es impulsada por el gobierno mexicano— sigue viva y tiene el propósito de regular las comisiones que cobran los bancos a sus clientes.

No hay plazo que no se cumpla y el de la cita anual de la banca está por cumplirse con un reto al que se han comprometido: ampliar la inclusión financiera, mediante el uso de la tecnología y millonarias inversiones.

La meta es integrar a 68.4% de la población adulta con cuenta bancaria, hacer crecer la infraestructura digital para aumentar la penetración del crédito a 49%, nivel similar al que se registra en Latinoamérica y la inversión de 80,000 millones de pesos por parte de la banca para la consecución de estos objetivos.

Se dice fácil, pero es un enorme reto.

Época de oro

Sin embargo, los bancos han consolidado en los últimos años, lo que ellos mismos han calificado como la mejor etapa de su historia.

Ha acumulado más de tres lustros de manera consecutiva con tasas de crecimiento de 3%, tasa superior a la que ha registrado la tasa de crecimiento del Producto Interno Bruto.

Después de la crisis bancaria mexicana, esta industria ha registrado el periodo de dinamismo más largo de su historia.

Se ha fortalecido y ha crecido incluso por arriba de lo que crece la economía nacional.

Prácticamente todos los indicadores reflejan salud y fortaleza del sistema financiero.

Tienen una sólida posición de solvencia y con muy buena capacidad para aumentar la penetración financiera.

Comisiones, desafío

A pesar de los pesares, el tema de la regulación de las comisiones bancarias sigue vigente. Es decir, no ha sido totalmente enterrado.

El presidente López Obrador se ha deslindado de la iniciativa por lo menos dos veces de manera pública.

No obstante, el coordinador de la bancada del partido Morena, Ricardo Monreal, ha mantenido vigente el tema y siguen sentados discutiendo con los banqueros.

Apenas ayer el jefe del Ejecutivo reiteró que su gobierno no enviará iniciativa alguna al respecto.

En su momento, los legisladores de Morena encendieron el fuego mediático sobre la paja de un tema muy sensible en términos sociales: las comisiones que cobran los bancos a los usuarios.

Era y fue muy fácil que la mayoría de los mexicanos coincidiera en que “son muy elevadas”.

El punto más controvertido es que los bancos cobran comisiones más caras en México respecto de las que cobran en los países de origen de sus matrices.

La premisa fue desmentida inútilmente por los banqueros.

Los informes de los propios bancos revelan una paulatina pero consistente baja en el nivel de las comisiones que cobran a los clientes y en el monto de los ingresos que representan respecto de sus ingresos totales.

De acuerdo con la agencia calificadora HR Ratings, durante los últimos cuatro años, las comisiones netas de las instituciones financieras pasaron de representar 22.0% de los ingresos totales de la operación a 17.9% en el 2018.

La discusión en torno al tema de las comisiones sigue en el ámbito legislativo y los banqueros han mantenido su disposición al diálogo. Todo apunta a que al final, cederán y alguna fórmula alcanzarán para reducir el nivel de las comisiones.

CoDi, pieza clave

La supercarretera, o la plataforma de pagos que ideó y creó Banco de México, gobernado por Alejandro Díaz de León, el CoDi, servirá para aumentar rápidamente la inclusión financiera, es decir, el número de mexicanos con acceso a los servicios financieros.

El desafío es que logren Banxico y banqueros ponerlo en operación lo más rápido posible y al mismo tiempo que tenga la mayor ciberseguridad posible.

Concentración, a la baja

Otro dato que destaca HR Ratings es la tendencia decreciente del Grupo de los siete en el negocio bancario, entre ellos BBVA Bancomer, Citibanamex, Banorte, Santander, HSBC, Scotiabank e Inbursa pasaron de 81%, en el 2012, a 77.1% en el segundo trimestre del 2018.

ATISBOS

SOBRECOSTO.- La cifra es impactante. Imco calcula que el costo del Tren Maya podría ser de cuatro a 10 veces más de lo estimado. En términos nominales iría de entre 479,920 millones de pesos hasta 1 billón 599,767 millones de pesos.

Marco A.Mares

Periodista

Ricos y Poderosos

Ha trabajado ininterrumpidamente en periódicos, revistas, radio, televisión e internet, en los últimos 31 años se ha especializado en negocios, finanzas y economía. Es uno de los tres conductores del programa Alebrijes, Águila o Sol, programa especializado en temas económicos que se transmite por Foro TV.