Esta semana el presidente Andrés Manuel López Obrador arremetió ahora contra las desarrolladoras de vivienda. Las acusó de quedarse con la mitad de los créditos al construir malas casas y planteó la posibilidad de dar el dinero a los propios trabajadores para autoconstrucción.

Se imaginará la molestia en Canadevi que preside Gonzalo Méndez Dávalos por la crítica simplista y una propuesta que sólo abonaría al desorden territorial.

En los últimos años, la industria junto con Infonavit han trabajado por formalizar la edificación de vivienda. El trabajador puede elegir por casa nueva, usada o la línea 3 para construir en terreno propio, siempre con supervisión y en predios con servicios.

Ayer hubo consejo en Infonavit, institución que es tripartita al participar obreros, IP y gobierno. La crítica de AMLO, que también la lastimaría, obviamente no se analizó.

De hecho, no se conoce de una iniciativa formal del ejecutivo para dar dinero de forma directa para vivienda al trabajador. El momento se ve cuesta arriba, máxime las presiones presupuestales de la SHCP de Arturo Herrera.

Lo que ayer si evaluó en Infonavit que dirige Carlos Martínez fueron alternativas para diferir pagos como los que ahora mismo procesa la banca dada la crisis.

Y es que los despidos en las empresas ya iniciaron y los ajustes de salarios también, lo que representará fuerte presión para el Infonavit.

La vivienda se vio seriamente afectada en el 2019, dada la desaparición de subsidios para interés social, situación que motivó una caída de la demanda en ese ámbito entre 35 y 40 por ciento. De ahí que la actual crisis complique aún más su entorno. A diferencia de lo sucedido en muchos países como EU o España, aquí la edificación de vivienda se conceptualizó como no esencial, de ahí que la construcción se ha detenido.

Aunque quizá para la próxima semana haya datos oficiales, expertos estiman que las ventas en marzo de ese rubro cayeron 25% y en abril la baja sería peor.

Así que en este complejo entorno lo único que falta sería un empujón oficial a la autoconstrucción, lo que implicará un retroceso de años.

Sin apoyos, aerolíneas de EU reinarán aquí

Le adelantaba que hasta ahora, la aviación no ha recibido respuesta de SCT de Javier Jiménez Espriú a su petición de apoyo frente a la difícil coyuntura. Sin soporte gubernamental no es descartable que algunas de las compañías naufraguen. En el primer trimestre y aún sin lo peor del impacto de la pandemia, Aeroméxico que dirige Andrés Conesa reportó una pérdida operativa de 1,790 mdp. Al final en el tiempo, quienes se quedarán con el mercado nacional serán las aerolíneas de EU que ahora mismo evalúan un apoyo de su gobierno por 25,000 mdd. La quiebra de Mexicana justo fue capitalizada por estas últimas. ¿Se magnificará esa historia?

Socios aquí asumen Evercore Casa de Bolsa

Ayer en NY, el banco de inversión Evercore que encabeza Ralph Schlosstein anunció la determinación de desprenderse de su casa de Bolsa aquí. Se llegó a un acuerdo con los socios mexicanos quienes se quedarán con esa firma que preside Augusto Arellano y que dirige Sergio Sánchez. Tómelo en cuenta.

Santander vía digital y 379,000 treguas

Pese algunas quejas, Santander de Héctor Grisi está satisfecho del esfuerzo para documentar la tregua de cuatro meses otorgados a los clientes en el contexto de esta crisis. Más allá del centro telefónico, la carga se ha reorientado a la plataforma digital para responder 15,000 solicitudes diarias. Ya se han tramitado 379,000 operaciones básicamente de tarjeta. A estos se carga un interés a pagar a final del plazo, se suspende el plástico, salvo lo domiciliado, y en lo hipotecario se aprueba por correo la petición y luego se modifica el contrato original. Gran esfuerzo.

Alberto Aguilar

Periodista y Economista

Nombres, Nombres y... Nombres

Periodista y economista. 40 años de carrera. Fundador de Don Dinero.