El gobierno de Andrés Manuel López Obrador no va a llevar a la economía a una crisis.

Con esa frase contundente, el secretario de Hacienda y Crédito Público, Carlos Urzúa, defendió en la Cámara de Diputados el primer Paquete Económico del nuevo gobierno.

El responsable de las finanzas públicas compareció en medio de un grupo de legisladores de oposición que tomaron la tribuna por momentos.

Con respuestas cortas y precisas, el funcionario ni siquiera agotaba el tiempo total que le correspondía para responder.

El funcionario respondió sin estridencias, sin confrontaciones, con datos duros e incluso señalamientos firmes a los gobiernos estatales que no cobran y recaudan impuestos y en cambio se quejan de maltrato presupuestal, como en el caso de Guadalajara.

Crecimiento alto

Llamó la atención la declaración del secretario de Hacienda, cuando dijo que nunca habían dicho que la economía nacional crecería a una tasa de 4% anual.

Aseveró que la intención es alcanzar esa tasa, en promedio, para todo el sexenio.

Y llamó la atención porque como candidato y como presidente electo López Obrador ofreció que la economía nacional registraría una tasa de crecimiento de 4 por ciento. Sin duda, fue una promesa de campaña que frente a la realidad obligadamente tiene que ser matizada.

Hay que reformar que fue muy dura la crítica reiterada del actual presidente de México a las bajas tasas de crecimiento económico logradas durante todo el periodo neoliberal.

Hay que reconocer que Urzúa, ciertamente, de manera directa, nunca se pronunció ni se comprometió a lograr una tasa de 4% anual.

Y ahora, de cara a los legisladores, lo dejó claro. Dijo que el nuevo gobierno está consciente de la necesidad de alcanzar tasas de crecimiento más altas. Sin embargo, aseguró que la meta de crecimiento será de un promedio de 4%; “nunca dijimos que esa sería la tasa de crecimiento del 2019”.

Urzúa fue insistente en que el gobierno lopezobradorista se esforzó por prever un superávit primario de 1% para garantizar que la relación deuda/PIB siga siendo estable, e incluso siga bajando.

Vocación social

El subsecretario de Hacienda, Arturo Herrera, sostiene que la vocación social del nuevo gobierno de ninguna forma está reñida con la disciplina y responsabilidad fiscal.

Para el segundo de abordo en Hacienda, la responsabilidad fiscal es premisa fundamental para el crecimiento y el desarrollo. Ambos funcionarios coinciden en que el cambio de modelo económico está orientado hacia la eliminación de las iniquidades que impiden que el país se desarrolle en todo su potencial.

Urzúa sostiene que los programas sociales, calificados por sus opositores como asistencialistas, en realidad tienen un perfil humanitario y de fortalecimiento del capital humano.

El programa de adultos mayores es el primer paso hacia la pensión universal y el de jóvenes construyendo el futuro es un programa de capacitación y entrenamiento del capital humano.

Herrera también rechaza el término asistencialista y afirma que son programas que están orientados a fortalecer la economía. Herrera incluso destaca el objetivo de las obras de infraestructura de reducir las brechas notables de desarrollo entre las entidades. Por ejemplo, en la tasa de crecimiento del Producto Interno Bruto de Nuevo León respecto de la de Oaxaca.

Con las obras de infraestructura como el Tren Maya y el Corredor Transístmico, se busca impulsar a las economías de los estados del sureste para que sus tasas del crecimiento aumenten más rápidamente.

Si se dejara a Oaxaca en las condiciones que hoy tiene, tendrían que pasar dos siglos para que superen sus actuales condiciones de pobreza.

Estimaciones realistas

Carlos Urzúa fue enfático al asegurar que las estimaciones previstas en el Paquete Económico son realistas.

Específicamente en el caso de los ingresos, revela que tuvieron la ventaja de contar con información mucho más actualizada para hacer sus proyecciones.

E incluso asegura que más que optimistas, sus proyecciones son conservadoras en materia del ingresos, por la vía de la recaudación fiscal general y petrolera, tanto como para el tipo de cambio, precio del petróleo y tasas de interés.

Por lo pronto, los mercados le dieron el beneficio de la duda al Paquete Económico y registró una variación positiva del peso frente al dólar. Llegó a ubicarse en 20.06 después de que el viernes alcanzó los 20.50 pesos por dólar.

ATISBOS

SALARIO MÍNIMO.- A partir del primero de enero del 2019 será de 102.68 pesos diarios. Ese monto cubre al 100% la Línea de Bienestar de Coneval.

Sin duda es una buena noticia y la promoción y consecución del objetivo debe reconocérsele a la Coparmex que preside Gustavo de Hoyos. Fue el principal promotor.

La noticia cayó con una sorpresa. El salario mínimo en los municipios cercanos a la frontera con Estados Unidos subirá a 176.72 pesos diarios a partir del 1 de enero, se anunció con bombo y platillo durante un evento encabezado por la secretaria del Trabajo, Luisa María Alcalde.

Los aumentos a los salarios mínimos presuntamente habrían sido consultados con el Banco de México que preside Alejandro Díaz de León, aunque el instituto central no hizo comentario alguno.

Fue anticlimático observar a los empresarios que hasta hace poco decían que no se debía aumentar el salario mínimo. López Obrador reconoció a De Hoyos como el principal promotor del aumento.

Marco A. Mares

Periodista

Ricos y Poderosos

Ha trabajado ininterrumpidamente en periódicos, revistas, radio, televisión e internet, en los últimos 31 años se ha especializado en negocios, finanzas y economía. Es uno de los tres conductores del programa Alebrijes, Águila o Sol, programa especializado en temas económicos que se transmite por Foro TV.