Fouad Hakim Santiesteban, uno de los empresarios más renombrados de Veracruz fue secuestrado y muerto la noche del martes a las 11:30 horas cuando salían de un campo de entrenamiento en Xalapa.

Hakim salió con su esposa del campo deportivo Antonio Quirasco en Xalapa, donde presenciaron el entrenamiento del equipo de futbol americano Zorros Dorados y al circular por la calle Cayetano Rodríguez, un comando armado les marcó el alto.

Durante el forcejeo, su esposa Irene Méndez Hernández se resistió al plagio y fue baleada y trasladada ala Clínica 11 del IMSS donde murió minutos después.

En el lugar de los hechos se encontraron seis casquillos percutidos de bala calibre 9 milímetros.

Al día siguiente, el Secretario de Seguridad Pública del estado, Sergio López Esquer, confirmó la aparición del cadáver del joven empresario en la región denominada La Haciendita cerca del Río Sedeño en el municipio de Banderilla, donde vecinos dieron parte a las autoridades, quienes realizaron el levantamiento del cuerpo.

Hakim Santiesteban era hijo del Ing. Alfredo Hakim Aburto, presidente del Corporativo Hakim, quien ha establecido su negocio en varios sectores como la inversión, créditos, compra-venta de divisias, construcción, fabricación y montaje de estructuras metálicas, así como la venta, renta y administración de bienes inmuebles.

En reacción, diversas cámaras empresariales reprobaron los hechos y exigieron al gobernador Fidel Herrera que se esclarezca y se castigue a los responsables.

/doch