Un comandante de la Policía municipal de Hidalgo, Michoacán, murió luego de un enfrentamiento con militares, quienes realizaban un operativo.

Ocho elementos de esta corporación acusados de extorsión y amenazas fueron detenidos por el Ejército Mexicano.

Informes castrenses afirmaron que el operativo se llevó a cabo luego de recibir llamadas anónimas donde denunciaban que elementos de la policía local extorsionaban y amenazaban a los lugareños.

Posteriormente, los castrenses intervinieron las comunicaciones de los policías percatándose de que éstos reportaban a sus mandos todos los movimientos militares de la zona.

De acuerdo con versiones castrenses, en el kilómetro 1.6 del libramiento Morelia-Maravatío, los militares le marcaron el alto a una patrulla. Los policías Jonathan Salomón Ramírez Argueta, Javier Eduardo Rangel Báez, Jovani Soto Villegas y José Alexki Paniagua Salazar fueron detenidos en el lugar.

Poco tiempo después, llegó a la zona la patrulla número 546, donde viajaban Simón García, junto con Javier Cruz Sánchez y Marcos Francisco Arias García, quienes también fueron aprehendidos.

En ese momento, el tercer comandante Oliver Ruiz García y el uniformado Javier González García también llegaron al lugar encapuchados y armados.

Ruiz García fue herido de gravedad y trasladado a la capital del estado, donde murió. 

Los ocho uniformados restantes fueron puestos a disposición de las autoridades federales.

[email protected]