Elementos del Ejército y agentes de la Dirección Estatal de Investigación detuvieron la mañana de este vierenes a 158 policías de los municipios de Gómez Palacio y Lerdo, en Durango, señalados por tener vínculos con el crimen organizado.

De acuerdo con información de Azteca Noticias, se trata de 110 elementos de Gómez Palacio y 48 de Lerdo, entre ellos directores de seguridad. Los detenidos fueron trasladados a la fiscalía en la capital de Durango.

De momento, la seguridad de ambas ciudades está a cargo de los militares.

Pendiente mayor información