Arturo Martínez Núñez, vocero del operativo Guerrero Seguro, confirmó el intento de incendio del hotel Costa Linda a las 1:41 de la madrugada de ayer, perpetrado por cuatro sujetos que ingresaron solicitando un servicio y después rociaron gasolina en la recepción, cocina y una habitación del hotel, para después prender fuego y escapar.

El hotel que se encuentra ubicado en la Costera Miguel Alemán, en lo que es conocido como el Acapulco tradicional, sólo sufrió daños materiales, sin que se registraran heridos, pues la intervención de Protección Civil y el H. Cuerpo de Bomberos fue oportuna y lograron contener el fuego sin que se registraran pérdidas humanas.

De acuerdo con el vocero, una recepcionista logró identificar a uno de los responsables, por lo que la Procuraduría General de Justicia del Estado de Guerrero (PGJEG) junto con fuerzas federales se encuentran desplegando acciones para la búsqueda y captura y así conocer el motivo del acto delictivo que podría tratarse de un cobro de derecho de piso.

Martínez Núñez destacó que este incidente es otro más de los ocurridos entre los días 22 y 29 de octubre, en los que se han registrado cinco asesinatos, detenido a 17 presuntos integrantes del crimen organizado y recuperado 15 vehículos robados.

Además, puntualizó que hasta la fecha se han cometido 81 ejecuciones o muertes por el enfrentamiento entre bandas rivales en la entidad, que representan 2.1 homicidios por día, aunque van disminuyendo después de que se reforzara el operativo Guerrero Seguro con más fuerzas federales.

En agosto y septiembre de este año, se han perpetrado 102 y 103 homicidios de alto impacto, respectivamente, reveló el vocero del operativo estatal y federal, y reiteró que la investigación del incidente del hotel Costa Linda se encuentra en curso.

A finales del 2011 y principios de este año en Acapulco, principalmente, se han cometido por lo menos cinco incendios en mercados populares, centros comerciales y zonas donde el comercio irregular es más denso, según la PGJEG, que se debe a que los delincuentes fijan cuotas de protección a los comerciantes para dejarlos trabajar.

[email protected]